El cierre de Vestas es un «golpe» para la economía leonesa

Actúa León, UPL y el sindicato UGT lamentan el cierre de la multinacional que despide a más de 360 trabajadores

FuenteRedacción
Fotografía: Europa Press

Actúa exige a la Junta y el Gobierno que le presenten la factura a Vestas y no solo les aplique las sanciones «más duras posibles», si es que pueden, tras el «fracaso clamoroso de la intermediación de las administraciones en la crisis».

«Es imprescindible exigir la devolución con intereses del dinero que Vestas nos ha robado del erario público tras el anuncio de cierre definitivo anunciado este lunes», aclaran.

Aparte de estas exigencias, este grupo municipal manifiesta que «se debe iniciar un boicot en toda la provincia a cualquier empresa eléctrica que trabaje o produzca energía utilizando material de Vestas». «Que vamos a aplicarnos a la vez que animamos a vigilar desde ya la no utilización de ninguna infraestructura que esté relacionada con esta multinacional danesa» apuntan.

Desde Actúa León «exigimos medidas contra la empresa, revisando el destino de cuantas ayudas haya recibido, auditándolas, para luego exigir su devolución con intereses». «Lamentamos el fracaso de las administraciones, tanto estatal como autonómica en su intento de torcer el gesto a quienes no tiene altura moral suficiente como para ser responsables de casi 600 familias y otras miles que se verán afectadas por esta bomba nuclear contra la economía leonesa», aclara la formación.

«Recordamos que hasta hace no mucho tiempo la actual dirección de Vestas auguraba inversiones millonarias en la planta hasta, por lo menos 2020, pudiendo llegar a generar unos 700 puestos de trabajo este año», según Actúa.

Desde Actúa se solidarizan con la plantilla, y exigen que «las administraciones tomen medidas ejemplares contra las empresas cazasubvenciones que solo aparecen por esta tierra para robarnos y huir al cabo de los años con el botín amasado a nuestra costa». «Vestas deben ser los primeros en saber que no puede irse de rositas de esta manera de León», concluyen.

UPL también se une al lamento por el cierre de Vestas y muestra su apoyo a los trabajadores de la empresa. El grupo leonés señala que esta decisión repercutirá negativamente en la economía de toda la provincia.

«Han sido 13 años y 15 millones de euros los que esta multinacional ha recibido entre ayudas públicas y cesión de suelo, una cifra que ahora se reduce a la pérdida de puestos de trabajo directos e indirectos y que supone un duro golpe a la maltrecha economía de esta provincia». Por eso piden explicaciones a la Junta y al gobierno central por «su falta de interés en la conservación de este importante centro que ahora desaparece de León».

No hay comentarios