J. Silva: “El público es reticente a entrar en una galería”

Charlamos con el empresario del mundo del arte Javier Silva, quien nos ofrece su opinión sobre la situación del arte.

J. Silva. Fotografía: Nacho Gil.

El arte está presente en la mayoría de elementos que nos rodea. Javier Silva (1974, Bonn – Alemania) bien lo sabe, pues desde 2012 es el director de la galería que lleva su nombre, sita en la calle Renedo de Valladolid.

Antes de comenzar la entrevista le confieso que jamás había hablado con un galerista como tal y que mi curiosidad es grande. Le abordo directamente preguntándole cómo es el negocio de tener una galería: ‹‹En el día a día y en el ámbito más personal resulta muy enriquecedor y estimulante por las relaciones que se llegan a generar con los propios artistas y el público que visita asiduamente las exposiciones›› Y es que el contacto personal despierta grandes emociones, pero en el ámbito profesional… ‹‹la cosa cambia de registro. Y es que  no se puede negar que la situación ha sido muy complicada a nivel económico para todos los sectores, y obviamente para el mundo del arte. Y esto es más claro todavía para una galería joven, con un círculo de visitantes, compradores y coleccionistas por hacer. Es algo con lo que contábamos inicialmente, por supuesto, así que la sorpresa no fue muy grande en este sentido, aunque una cosa es la teoría y otra ha sido el día a día en la galería durante estos cinco años, que han resultado difíciles indudablemente. Pero es una situación que comparte muchísima gente y pequeños negocios en todos los ámbitos, así que nos sentimos acompañados en esto lamentablemente››. Sin servir de consuelo, es la realidad que se ha venido comprobando en los últimos años, aunque ahora parece que comenzamos a despegar.

Saúl N. Amado.
Saúl N. Amado.

Entendiendo cómo funciona profesionalmente una galería, la siguiente y obligada pregunta es saber su opinión sobre la situación del arte hoy en día. ‹‹Por una parte hay una situación de enorme precariedad, algo compartido con el conjunto del país. Además, en lo que se refiere a apoyos institucionales y políticas públicas, estamos en una comunidad bastante deficitaria comparados con otras. Por otro lado, la calidad del trabajo de los artistas de la Comunidad es elevada, pero hay un porcentaje bastante alto de creadores que han tenido que emigrar a territorios con mayor potencial para desarrollar su trabajo, como Madrid, Barcelona u otras ciudades de Europa››.

Enlazando con lo mencionado, ¿el binomio arte y juventud va de la mano? ‹‹En términos económicos, laborales y de mercado, debido a la falta de tradición, a la crisis y a las precarias políticas culturales, parece que, en España, la relación se encuentra en un nivel muy por debajo de otros países europeos. En términos de creatividad y calidad del trabajo de los artistas, el análisis sería muy diferente, obviamente, y no creo que tengamos mucho que envidiar. Pero desafortunadamente, hay mucha gente con un fuerte potencial y talento que encuentra dificultades muy grandes para poder desarrollar su trabajo››.

Después de una entretenida conversación paseando por la galería y viendo las obras del artista expuesto, nos despedimos no sin antes reflexionar acerca de qué se puede hacer para cambiar esa situación de reticencia a entrar en las galerías por parte del público en general. ‹‹Es un problema que nos preocupa desde el inicio de la galería y para el cual  intentamos buscar pequeñas soluciones: crear charlas y otros eventos paralelos a las exposiciones, organizar visitas con algunos clientes, invitar a profesores de arte a que periódicamente visiten las exposiciones con sus alumnos… Pensamos que es un problema que tiene una solución compleja y difícil, que pasaría por unas adecuadas políticas culturales de promoción y difusión del arte contemporáneo, que por otra parte son inexistentes››. En las galerías hay mucho arte a la espera de visitantes y, por qué no, compradores. Pasen y vean.

No hay comentarios

Dejar respuesta