Mañueco ensalza la figura de Venancio Blanco

Cree que es uno de los "grandes escultores" del siglo XX

FuenteEuropa Press

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha ensalzado este lunes la figura del artista salmantino Venancio Blanco, fallecido en febrero de 2018, como uno de los «grandes escultores» del siglo XX.

Fernández Mañueco, quien ha participado en la inauguración de la exposición ‘Et Incarnatus Est. Venancio Blanco. Obra religiosa’, ubicada en la Sala Valentín Palencia de la Catedral de Burgos, ha insistido en que se trataba del «primer gran acto cultural» al que asistía como presidente del Gobierno autonómico.

En este sentido, ha reconocido estar emocionado ante la relevancia de la obra de un autor trascendental para Burgos, Castilla y León y España y ha asegurado que sentía un «especial aprecio» por el artista, como él, salmantino.

De Venancio Blanco, Alfonso Fernández Mañueco ha dicho que fue «un trabajador incansable», hasta convertirse en «el maestro de las aristas y los trazos en constante inspiración», y ha puesto en valor su obra religiosa, al considerarla una de sus facetas «más sobrecogedoras».

La exposición, incluida dentro de las conmemoraciones del octavo centenario de la colocación de la primera piedra de la Seo burgalesa en 2021, reúne una selección de 29 piezas de la obra religiosa de Venancio Blanco.

El presidente de la Fundación Venancio Blanco e hijo del artista, Francisco Blanco, ha señalado que es «un lujo» presentar en la Catedral de Burgos una escogida selección de obras de arte religioso de la «dilatada» trayectoria del propio creador.

Talento creativo

Francisco Blanco ha destacado el «talento creativo» y constante evolución de su padre, que siempre entendió su capacidad de crear como una «responsabilidad» que supo compartir desde la libertad y el dominio del oficio.

Blanco ha explicado que el artista realizó un recorrido de la vida de Cristo desde su concepción hasta su pasión y muerte, si bien ha aclarado que no quiso concluir en el calvario o el sepulcro, convirtiendo una talla de madera del instante en el que Cristo vuelve a la vida en una de sus piezas más emblemáticas.

La inauguración de la exposición ha reunido a numerosas autoridades políticas, civiles y religiosas, entre las que se encontraban, además del presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, y el presidente de la Fundación Venancio Blanco, Francisco Blanco, el alcalde de la ciudad, Daniel de la Rosa, y varios miembros de la fundación ‘VIII Centenario de la Catedral. Burgos 2021’, entre los que destacaban su presidente y vicepresdiente, Fidel Herráez y Antonio Miguel Méndez Pozo, respectivamente.

No hay comentarios