Circulaba en sentido contrario por la A-6, casi arrolla a la Guardia Civil

El Guardia Civil hubo de retirarse a un lado para no ser atropellado, mientras el otro componente dio marcha atrás al vehículo oficial para evitar la colisión

La Guardia Civil de Zamora interceptó a un conductor que circulaba en sentido contrario en la A-6. Los hechos se remontan al pasado día 22, cuando varios usuarios comunicaron al Servicio de Emergencias 112 vía telefónica que un vehículo circulaba en sentido contrario al de la marcha en la autovía A-6, creando un grave riesgo de accidente al cruzarse con otros vehículos que circulaban por la mencionada vía. Este riesgo se veía incrementado debido a las adversas inclemencias meteorológicas reinantes en ese momento, de agua y niebla.

De forma inmediata una patrulla del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Zamora se desplazó hacia el lugar, con la finalidad de interceptar e incorporar al sentido correcto de la marcha al vehículo mencionado y así evitar un desenlace fatal. Adoptando las correspondientes medidas de seguridad (tanto para el conductor del vehículo, los demás usuarios y los propios guardias), la mencionada patrulla inició una conducción cada vez más lenta en el sentido correcto de la marcha, con el objetivo de detener la circulación y evitar una colisión frontal de los usuarios de la vía con el vehículo que circula en sentido contrario.

Con la circulación detenida, uno de los componentes de la patrulla corrió al encuentro del coche que viajaba en sentido contrario dándole el alto con señales luminosas. El conductor no se percató de esta acción y tardó en reaccionar, provocando una situación de riesgo, por lo que el Guardia Civil hubo de retirarse a un lado para no ser atropellado, mientras el otro componente dio marcha atrás al vehículo oficial para evitar la colisión, y quedaron finalmente a escasos centímetros ambos coches, pero sin llegar a colisionar.

Con el objetivo conseguido y aprovechando que la circulación estaba detenida, la Patrulla del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Zamora dio la vuelta al vehículo infractor y lo situó en el arcén de la carretera, procediendo a restablecer rápidamente la circulación normal para evitar accidentes.

Tras ser sometido a las correspondientes pruebas de alcohol/drogas (por Guardias Civiles del Subsector de Tráfico de Zamora) el conductor del turismo, dio resultado negativo. Esta persona resultó ser un hombre de avanzada edad (80 años) que viajaba con su esposa, el cual se había despistado tomando la salida de forma equivocada, debido a la lluvia y niebla reinantes en ese momento. No se había dado cuenta de su error hasta que se cruzó con varios vehículos que circulaban en sentido contrario.

No hay comentarios

Dejar respuesta