Comienzan las obras en la carretera de Coreses a Molacillos

La Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, ha iniciado las obras de regularización superficial del firme de la carretera ZA-711

La Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, ha iniciado las obras de regularización superficial del firme de la carretera ZA-711, que une la N-122 y la CL-612 y atraviesa los municipios de Coreses y Molacillos. El tramo objeto de actuación, en el que se realizan los trabajos de mejora, comprende los casi 10 kilómetros de la carretera ZA-711, que soporta diariamente un tráfico de aproximadamente 790 vehículos. El pasado viernes comenzaron las labores previas al extendido de mezcla bituminosa caliente que se produce hoy.

La actuación a realizar, con un presupuesto total de 370.642 euros, consiste en la extensión de dos capas de mezcla bituminosa en caliente, siendo la primera de regularización. La segunda capa es la denominada de rodadura, que se aplicará a los casi 10 kilómetros, a excepción del tramo del paso superior sobre el ferrocarril, en el que no se contempla actuación por estar en buen estado. La mezcla bituminosa en caliente con betún contiene aditivos de polvo de caucho, un material que contribuye al retraso de fisuras en el pavimento y facilita el uso de un residuo como son los neumáticos fuera de uso. Las obras concluirán previsiblemente en el plazo de un mes, cuando se reperfilen las cunetas, se sustituya la señalización vertical y se pinten las marcas viales de toda la carretera.

La prioridad de la Junta de Castilla y León en materia de carreteras continúa siendo la conservación y mantenimiento de la extensa red autonómica. Este año, además de actuar en la conservación y mantenimiento ordinarios, se realizan actuaciones programadas en los firmes de las carreteras que comienzan a necesitar una intervención de mayor envergadura en su pavimento, tales como refuerzos, renovaciones superficiales y obras de modernización. Entre las actuaciones llevadas a cabo por el Servicio Territorial de Fomento se encuentran dos tramos de las carreteras ZA-104 y N-525A en Puebla de Sanabria, así como el reasfaltado de la carretera a la Laguna de los Peces.

A su vez también serán objeto de reparación en la provincia, la CL-605 de Segovia a Zamora por Arévalo, el comprendido entre Arcenillas-El Piñero con una longitud de 17,8 kilómetros, y en la carretera ZA-324 de Ricobayo a la frontera de Portugal en el suroeste de la provincia, entre la presa de Villalcampo hasta la frontera con Portugal, también con una longitud de 17 kilómetros.

El Consejo de Gobierno aprobó este año el bloque de actuaciones prioritarias en la Red Regional de Carreteras de Castilla y León, para los próximos cuatro años, centrado en las necesidades de mantenimiento y conservación, y con la novedad de un inicio de actuaciones de refuerzo y renovación de firmes de las vías autonómicas. El importe para los próximos cuatro años de licitación alcanza la cifra cercana a los 525 millones de euros, de los cuales más de 47 millones de euros irán destinados a las carreteras de la provincia de Zamora.

zamora-obras-carretera-coreses-molacillos-2

No hay comentarios

Dejar respuesta