Víctor Antón, del jazz contemporáneo a otras influencias

El Teatro Principal acogía este jueves el concierto presentación de 'Motion', el primer trabajo discográfico como solista del zamorano Víctor Antón

El Teatro Principal ha sido el escenario perfecto para disfrutar de un concierto íntimo y sensacional a cargo del zamorano Víctor Antón.

Desde la Factoría de Musikene, Escuela Superior de Jazz del País Vasco, recién llegado a la bombonera zamorana, este jueves actuaba el grupo de jazz comandado por la guitarra del compositor Zamorano Víctor Antón, que durante todo el concierto se comió el escenario y llenó de halagos a sus compañeros sobre las tablas.

Esta formación nace de la inquietud del guitarrista y compositor zamorano Víctor Antón, que se rodea de buenos amigos y excelentes músicos para interpretar composiciones originales que se han plasmado en su primer trabajo discográfico como solista denominado ‘Motion’. Los temas originales de este proyecto se nutren del jazz tradicional y el lenguaje del bebop, pero a la vez buscando ingredientes nuevos que entroncan directamente con el jazz contemporáneo e incluso con el rock.

‘Motion’ un disco en el cual Víctor Antón se muestra tal y como es con sus logros, virtudes, avances, inquietudes, trato con los músicos, es decir, sus vivencias personales y profesionales.

Sobre las tablas del Teatro Principal un quinteto con sus diferentes instrumentos: saxo alto, guitarra eléctrica, piano, contrabajo y batería. Un formato clásico en la música de jazz pero buscando algunas sonoridades y formas de interacción nuevas.

Así, durante la más de una hora de duración, el guitarrista zamorano desgranó sus composiciones de un jazz clásico e innovador, algo que conforma su segundo disco ‘Motion’. Un disco grabado después del de Arturo Cerrato y Solo para locos, que trataba sobre las ideas de Nietzsche y su plasmación en la música de jazz y negroamericana en general.

En definitiva, un concierto cargado de emoción, vibraciones y sensaciones con referencias, pero también con una gran originalidad.

No hay comentarios

Dejar respuesta