Ruta 4×4 solidaria con el pueblo saharaui rumbo a los Arribes

Este sábado, con salida desde la Plaza Mayor

La Asociación Zamora con el Sáhara organiza la VII Ruta Solidaria 4×4, cuyos fondos irán destinados a las actividades que desarrolla la asociación pero, especialmente, al programa ‘Vacaciones en Paz’, que cada año proporciona dos meses de descanso a los niños que residen en los campamentos de Argelia en tierras zamoranas con familias de acogida.

La Ruta, que tendrá lugar este sábado, 16 de abril, consta de un recorrido de 100 kilómetros, con una duración aproximada de 7 horas, y está abierta a todo tipo de vehículos ya que, aunque inicialmente el trazado está pensado para 4×4, en aquellos tramos de mayor dificultad el resto de los vehículos serán derivados por otros trayectos.

Así lo han explicado esta mañana en la sede de Caja Rural, entidad colaboradora, Inés Prieto, presidenta de la Asociación; Alfonso Cabrero, organizador de la ruta y Javier Aparicio, representante de la DO Tierra del Vino y el patrocinador principal del programa ‘Vacaciones en Paz’ y la concejala de Servicios Sociales, María José González Torijano.

La Ruta discurrirá desde Zamora a Los Arribes y vuelta, por caminos tradicionales, que abarcan parte del Camino de Santiago, la presa de Villalcampo, se acercará al embalse de Ricobayo, y donde los participantes podrán disfrutar de parajes y paisajes naturales a lo largo de riberas repletas de agua ahora en plena estación primaveral.

El trayecto está pensado también para las familias, e incluye una parada en Abelón de Sayago para comer, con visita incluida a las famosas cascadas.

“Pedimos respeto a la Naturaleza y a la hora de circular”, ha especificado Alfonso Cabrero.

Las inscripciones se formalizarán el mismo sábado a las 8.00 horas en la Plaza Mayor, donde se entregarán los permisos y camisetas conmemorativas de la prueba, se hará el desayuno y la salida a las 9.30 horas. El precio de la inscripción es de 25 euros por persona, que incluye el permiso para participar en la ruta, regalos y sorteos y el desayuno.

Y es que todo lo que se consiga es poco teniendo en cuenta las difíciles condiciones en las que han quedado los campamentos donde se asienta el pueblo saharaui tras las últimas inundaciones. Según ha explicado Inés Prieto, sólo en mantas se han gastado 20.000 euros, para aliviar la terrible situación de estas familias. “Ahora el problema está en las infraestructuras”, que han quedado destruidas y hay que volver a reconstruir.

No hay comentarios

Dejar respuesta