Lunes Santo: Jesús en su Tercera Caída y la Buena Muerte

El Lunes Santo depara a zamoranos y visitantes dos desfiles procesionales de distinto estilo pero con un marcado carácter

Desfile de Jesús en su Tercera Caída. Foto: Archivo. Víctor Rodríguez Alonso

El Lunes Santo depara a zamoranos y visitantes dos desfiles procesionales de distinto estilo pero con un marcado carácter: la Hermandad de Jesús en su Tercera Caída, conocida popularmente como de los ex combatientes, raso blanco y negro al son de los tambores; y el Santísimo Cristo de la Buena Muerte, de sabor austero y penitente.

Hermandad de Jesús en su Tercera Caída

Itinerario:
Sale a las 20.30 horas de la iglesia parroquial de San Lázaro por Avda. de la Puebla, Feria, Riego, San Torcuato, Benavente, Santa Clara, Sagasta, Renova, Plaza Mayor, donde se realizará el acto por los fallecidos de la Hermandad para continuar por Juan Nicaso Gallego, Reina Corral Pintado, Plaza Santa María La Nueva para finalizar en el Museo de Semana Santa.

Recomendado: Uno de los momentos más bellos de esta procesión es el emotivo acto de oración de la Plaza Mayor, en recuerdo de los hermanos fallecidos, donde los tres grupos escultóricos que procesionan avanzan por el centro bajo un impresionante silencio, quedando todos los hermanos cobijando a sus imágenes alrededor de la plaza.

Jesús en su Tercera Caída. Foto: Archivo. Víctor Rodríguez Alonso
Jesús en su Tercera Caída. Foto: Archivo. Víctor Rodríguez Alonso

Hermandad Penitencial del Santístimo Cristo de la Buena Muerte

Itinerario:
A las 00.00 horas arranca el desfile procesional en la iglesia de San Vicente Mártir, para continuar por la plaza del Fresco, Mariano Benlliure, Plaza Mayor, Balborraz, Zapatería, Plaza Santa Lucía, donde el Coro de la Hermandad entonará el Jerusalem, Jerusalem, en honor del Santísimo Cristo de la Buena Muerte, para seguir por la Cuesta de San Cipriano, Chimeneas, Doncellas, Moreno, Damas, Hosìtal, Plaza de Santa María la Nueva, Motín de la Trucha, Ronda de Santa María la Nueva, Arco de Doña Urraca, Plaza de la Leña, Ramón Álvarez, Plaza Mayor por delante de los soportales del Ayuntamiento, Mariano Benlliure, Plaza del Fresco, para retornar al templo de salida.

Destacado: Momentos mágicos de este desfile son el descenso del Santísimo Cristo por la calle Balborraz, donde la única luz de las antorchas ilumina la singular escena inspirada en los cuadros de Zurbarán, escena que ha ilustrado diarios internacionales. Como también ofrece un marco incomparable el paso de la comitiva por el Arco de Doña Urraca. El Jerusalem, Jerusalem en la plaza de Santa Lucía congrega a miles de zamoranos para escuchar canto entonado por el coro de la Hermandad.

El Cristo de la Buena Muerte, en su descenso por Balborraz. Foto: Archivo. Víctor Rodríguez Alonso
El Cristo de la Buena Muerte, en su descenso por Balborraz. Foto: Archivo. Víctor Rodríguez Alonso

No hay comentarios

Dejar respuesta