El dueño de un bar acuchilla al técnico de la tragaperras

El suceso se produjo el pasado domingo a las 17:17 horas en un bar del barrio de Las Delicias de Valladolid

El dueño de un bar del barrio de Las Delicias, en Valladolid, ha sido detenido tras agredir con un cuchillo al técnico de la máquina tragaperras, que tuvo que ser evacuado al Hospital Universitario Río Hortega, como ha confirmado a este periódico la Policía Municipal de Valladolid.

Los hechos se remontan al pasado domingo 27 de noviembre, a las 17:17 horas, cuando la Policía recibió una llamada de una persona anónima que alertaba de que el dueño y protagonista de la historia se encontraba tirado en el suelo en dicho establecimiento.

Los agentes se desplazaron hasta el lugar donde interrogaron al dueño del bar que les aseguró que había tenido un problema con un cliente que había logrado un premio en la máquina tragaperras pero que le había recriminado el recibir el premio en monedas de diez céntimos, en lugar de en monedas de un euro.

Siempre según la versión del dueño, este, y tras lo sucedido, se habría puesto en contacto  con el técnico de la tragaperras con el fin de que acudiera hasta el bar del barrio vallisoletano para solucionar el problema. Una vez en el lugar contó a la Policía que ambos iniciaron una discusión por el retraso en llegar hasta el bar del especialista, que se amenazaron mutuamente y que, al marcharse el técnico, él se abalanzó sobre su vehículo tirándose sobre el capó y cayendo al suelo tras emprender el turismo la marcha.

La versión del técnico equidista mucho de la del dueño, como aseguran los agentes de la Policía que se desplazaron hasta el Hospital Universitario Río Hortega, donde se encuentra el herido, para escuchar su versión.

El técnico, con cortes en las manos provocados por un arma blanca, contó que al llegar hasta el bar, el dueño se puso sumamente agresivo y que tras coger un cuchillo intentó agredirle utilizando él las manos para protegerse y acabando con esos cortes que le llevaron a tener que ser trasladado al hospital.

La Policía ha apuntado que el dueño del bar presentaba síntomas evidentes de encontrarse bajo los efectos del alcohol y que, curiosamente, en el lugar de los hechos se encontraron dos bolsas con monedas de un euro y no de diez céntimos, lo que podría haber motivado toda la discusión según las distintas hipótesis.

No hay comentarios

Dejar respuesta