Anuncian una huelga en hostelería durante el Concurso Nacional de Pinchos

UGT y CCOO acudirán al Serla con la convocatoria para tratar de desbloquear la negociación del convenio colectivo en la provincia

Los trabajadores de hostelería en una de las concentraciones de protesta.

Los sindicatos UGT y CCOO han anunciado este jueves que convocarán una huelga en hostelería durante los días 7, 8 y 9 de noviembre, en coincidencia con la celebración en la capital del Concurso Nacional de Pinchos y Tapas. Así lo han comunicado en la concentración de protesta que han realizado frente a la sede de la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería, en la plaza de la Universidad.

Los sindicatos acudirán este viernes, 21 de octubre, al Servicio de Relaciones Laborales (Serla) con una convocatoria de huelga de hostelería con la que pretenden forzar el desbloqueo en la negociación del convenio colectivo para el sector en la provincia, después de que el anterior caducara el pasado 31 de diciembre de 2015.

Así lo ha señalado el responsable de Acción Sindical de la Federación de Servicios de CCOO en Castilla y León, Luis Sáez, durante la concentración de trabajadores con la que se ha dado comienzo a la serie de movilizaciones programadas por ambos sindicatos. Sáez ha acusado a la patronal de no tomarse la negociación “en serio” y ha recordado que el nuevo convenio se ha visto encallado por aspectos como incrementos salariales, compensación de festivos, subidas de categorías profesionales para determinados puestos o permisos para acudir al médico.

Mientras los convenios colectivos del resto de provincias de Castilla y León ya se han firmado, el de Valladolid permanece atascado, por lo que los trabajadores pretenden que en unas fechas tan señaladas como el Concurso de Pinchos los clientes puedan ver “la cara B de la hostelería vallisoletana”, a la que “muchas veces se pone como punta de lanza” de la ciudad y la provincia.

Entre las propuestas puestas sobre la mesa por los sindicatos destaca un convenio a tres años que incluya una subida salarial del 1,5 por ciento para 2017, la compensación con cinco días libres de los 14 festivos que serán proporcionales al número de trabajados, dos días libres consecutivos a la semana, subir de categoría a las camareras de piso y la instalación de máquinas para fichar, entre otras cosas.

Sin embargo, la oferta de la patronal contempla un aumento salarial de tan sólo el 0,1 por ciento para el primer año, el 1,4 para el segundo y el 1,5 para el tercero, tal como ha señalado el responsable de CCOO, quien ha mostrado su rechazo a estas condiciones cuando “se repite una y otra vez que crece el turismo, sube el número de visitantes y aumenta el de pernoctaciones”.

Sáez ha subrayado que los trabajadores están dispuestos a ceder en aspectos relacionados con la flexibilidad, pero ha reclamado contraprestaciones a cambio, como el de la subida salarial, tras lo que ha lamentado la “precariedad laboral” que sufre el sector. La provincia de Valladolid cuenta con cerca de 14.000 trabajadores de hostelería –que engloban cafeterías, bares, restaurantes y hoteles–, de los cuales 4.000 son autónomos y 10.000, asalariados.

No hay comentarios

Dejar respuesta