La sintonía entre el grupo provincial Ciudadanos y el equipo de Gobierno de la Diputación de Valladolid ha quedado, este viernes, fuera de toda duda con la aprobación de los presupuestos de la institución provincial gracias al voto llave de Pilar Vicente. Una confianza que el equipo encabezado por el presidente Jesús Julio Carnero le ha devuelto con el apoyo a las 24 enmiendas presentadas por la formación naranja. Así, las cuentas se han aprobado con los votos a favor del PP y Ciudadanos, y en contra de PSOE, Toma la Palabra y Sí Se Puede.

Los más agraviados en el pleno ordinario celebrado en el Palacio de Pimentel han sido los grupos provinciales del PSOE, de Toma la Palabra y de Sí Se Puede, que han visto cómo se ha tirado abajo su propuesta conjunta de poner en funcionamiento un Plan de Empleo que estuviera dotado con 2,5 millones de euros. Además, tan solo se han aprobado seis de las 40 enmiendas que han presentado a estos presupuestos de la Diputación de Valladolid para 2017.

pleno-diputacion-vlladolid-presupuestos-2017-3Unos presupuestos presentados por el diputado delegado de Economía y Hacienda, Agapito Hernández, y dotados con 105,6 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 1,6% con respecto a los del ejercicio actual. Las líneas básicas que se contemplan en los mismos y que ha esgrimido el diputado ‘popular’ son el desarrollo económico y la creación de empleo, las políticas sociales y el apoyo a los municipios de la provincia.

En materia de generación de riqueza y trabajo, ha explicado que esta partida crece un 7,2% hasta los 7,7 millones, al tiempo que ha enfatizado el papel del Plan Impulso, el cual “ha creado más de 900 puestos de trabajo y se prevé que en 2016 cree otros 315 más”.

En relación a las políticas sociales, Agapito Hernández ha anunciado que pasan de 45,7 a 46,6 millones de euros, un 2,03% más, y ha destacado el incremento de 400.000 euros en la partida para ayuda a domicilio. En materia de servicio a los ayuntamientos, ha expresado que esta área se incrementa un 6% con respecto a 2016, al pasar de 30,6 a más de 32 millones de euros.

pleno-diputacion-vlladolid-presupuestos-2017-1Unas cuentas con las que, para el diputado delegado de Economía y Hacienda, “damos cumplimento a lo firmado como líneas básicas” el pasado 21 de octubre. Un presupuesto elaborado con “criterio de prudencia, coherencia y sensibilidad social” que además permitirán rebajar el ratio de endeudamiento de la Diputación de Valladolid al 16% con un ahorro neto de 12 millones de euros.

Rechazo de la oposición

Ya desde el primer momento del debate en el Palacio de Pimentel quedó patente que la oposición no estaba para nada de acuerdo con las cuentas presentadas por el equipo de Gobierno de la Diputación.

Teresa López, portavoz del grupo provincial socialista, ha defendido el “no” de su formación a dichas cuentas por ser “absolutamente continuistas”, ya que no denotan “ninguna imaginación para ajustarse a la situación que vivimos”. “No recoge las necesidades que han surgido; en lugar de asumir los nuevos problemas, se va quitando un poco de cada lado para no solucionar nada a nadie”, ha expresado la alcaldesa de Medina del Campo.

pleno-diputacion-vlladolid-presupuestos-2017-4Asimismo, ha asegurado que es un presupuesto “defectuoso”, porque se configura “para ser enmendado”, y “cautivo” del apoyo de Pilar Vicente, portavoz de Ciudadanos, quien según López “no conoce lo que pasa en el mundo rural”.

Por su parte, Salvador Arpa, portavoz del grupo provincial de Toma la Palabra, ha reflejado que su corporación no se cree unas cuentas que difieren de las líneas generales firmadas por todos los portavoces el pasado 21 de octubre. Ejes centrados en el desarrollo económico, la creación de empleo, la esperanza de futuro, las políticas sociales y la modernización de infraestructuras y servicios que se han quedado en “palabras preciosas pero huecas”.

Arpa ha criticado al equipo de Gobierno por perder la oportunidad de hacer unas cuentas “participativas”. En vez de eso, ha asegurado, “se plantea un presupuesto para ganarse nuestra abstención a costa del menudeo de unos pocos euros para que nos vayamos falsamente satisfechos a casa”.

Por su parte, Héctor Gallego, representante de Sí Se Puede, ha cimentado su negativa en la votación porque son unos presupuestos “lejos de las líneas de actuación en ejes básicos como el fomento del empleo o las políticas sociales”.

Para Gallego, es “necesario un empuje a políticas activas” con la implementación de medidas que fomenten la mayor financiación y así se genere empleo de calidad, estable y sostenible, o las ayudas al acceso a la vivienda. “El empleo digno facilita a los jóvenes el desarrollo en el medio rural”, ha afirmado. Además, ha enfatizado que la lucha contra la despoblación se hace con políticas que “dejan de lado a los jóvenes y les dan como futuro abandonar el pueblo”.

pleno-diputacion-vlladolid-presupuestos-2017-2Enmiendas

Así, este presupuesto para 2017 de la Diputación de Valladolid ha sido apoyado por el PP y Ciudadanos, que ha visto como se han aprobado el 100% de las 24 enmiendas propuestas por Pilar Vicente. Algunas de las más cuantiosas son los 120.000 euros destinados a un Centro de Dinamización en Villa del Prado. Lo que entronca con otra de 90.000 para hacer un estudio y trabajos para la dinamización de las zonas enogastronómicas.

Asimismo, cobran importancia las enmiendas que se dirigen a la “regeneración y transparencia”, con especial incidencia en la necesidad de publicar las agendas de todos los diputados, a las sesiones de control a Carnero en todos los plenos o a la utilización de los coches oficiales.

El Partido Popular ha visto aprobadas sus dos enmiendas para la creación del Plan de Empleo con un millón de euros, destinados a los ayuntamientos y a las entidades menores. Partida que ha sido vista como insuficiente por PSOE, Toma la Palabra y Sí Se Puede, por lo que han votado en contra.

Por parte socialista, se han dado de paso tres de las 13 enmiendas que presentaban. Una para la subvención de escuelas infantiles, otra para la transferencia a asociaciones culturales y una tercera para animación sociocultural en residencias.

Toma la Palabra, por su parte, solo ha podido ver aceptadas dos de sus 18 enmiendas -con subvenciones para apoyar la memoria histórica y transferencias a las mancomunidades para la recogida de residuos-; mientras que Sí Se Puede únicamente ha podido añadir una enmienda a los presupuestos. Se trata de la que dota de mayor partida presupuestaria a las transferencias a los ayuntamientos para eliminar las barreras arquitectónicas.

No hay comentarios

Dejar respuesta