Severo correctivo del Uni al Ventorrillo

Cuarta victoria consecutiva (9-2) con una gran segunda mitad

Cuarta victoria consecutiva de un Universidad de Valladolid que volvió a golear a su rival (9-2). En esta ocasión, el conjunto dirigido por Kike Molina superó al Ventorrillo, que acusó el físico en la segunda mitad.

Nada tuvieron que ver las dos mitades, en cuanto al resultado, pero las sensaciones del Uni fueron positivas en ambas y la efectividad se plasmó en la última parte. Tras un inicio igualado, la segunda rotación aportó, de nuevo, ese plus que el equipo necesitaba.

Dani Martín inauguró el marcador y parecía que el camino se allanaría, pero el desacierto reapareció. El Ventorrillo no se complicó con el balón, ya que, directamente, renunció a él. Lo que sí aprovechó fue un penalti, que le sirvió para empatar y mandar el partido al descanso con 1-1.

La ausencia de goles se debió al poco acierto local y a las intervenciones de David, quien estuvo muy serio en la portería. Además, los gallegos dieron los palos, pero ni unos ni otros movieron el marcador hasta el segundo tiempo.

Este comenzó con el Ventorrillo encerrado en su campo, ya que empezó a acusar la falta de físico. Por ello, apostó por el portero-jugador y Molina, atento, ajustó al equipo, que se puso 4-1 en tres minutos, con goles de Miguelín, Ofa y Balle.

La balanza se desniveló a favor de los locales, que siguieron apretando y colocaron el 7-1 en el electrónico, merced a los tantos de Ofa, Rulo y Muñoz.

Jacobo recortó distancias, pero Rulo y Miguelín se encargaron de apagar la intentona visitante y hacer el definitivo 9-2. Los últimos minutos del encuentro sirvieron al Uni para realizar pruebas y que los menos habituales tuvieran protagonismo, como el jugador del Sénior del Tierno Galván, Iván Pérez.

“Hay que seguir trabajando porque el próximo partido va a ser muy duro. Esta noche descansaremos y mañana pensaremos en el Zamora”, señaló Kike Molina tras el encuentro. Sobre el debut del tiernista Iván comentó que le vio “correcto, muy bien y jugando sin miedo”. En ese sentido, quiso destacar “el trabajo del Tierno, con Miguel en el Juvenil y Esqui en el Sénior”.

No hay comentarios

Dejar respuesta