El Ayuntamiento cumple sus planes de conservación de calles en 2016

Se han invertido más de 3,2 millones de euros de los 3,5 que se debe alcanzar durante este año

La Concejalía de Urbanismo, Infraestructura y Vivienda del Ayuntamiento de Valladolid lleva invertidos, a 1 de noviembre, más de 3,2 millones de euros del contrato de conservación, reparación y reforma de infraestructuras viarias de la ciudad. Esta cifra supone un 92% del total de 3.500.000 euros que se debe alcanzar antes de que concluya el presente año.

Este contrato representa una inversión de dicha cantidad todos los años en diferentes actuaciones como mejorar aceras, pavimentar calles, arreglar baldosas y todo aquello referido al correcto estado de las calles de la ciudad.

El concejal de Urbanismo, Infraestructura y Vivienda, Manuel Saravia, ha querido destacar en este sentido que “se trata de obras de remodelación que van mejorando la calidad de la calle” y ha querido resaltar también la distribución de estas actuaciones repartidas por todo Valladolid, allí donde se consideraba que hacía falta un arreglo.

Así, se han realizado por ejemplo inversiones de hasta 312.394 euros en la calle Pingüino del barrio de Pajarillos, 315.559 en la Avenida de Valle Esgueva donde “inicialmente estaba previsto actuar en solo un tramo y luego se amplió a toda la calle”, en la calle Sevilla de Delicias para llegar hasta los 147.263 euros u otra de calado en la calle Gondomar, en Rondilla, de 113.787 euros. Así hasta llegar a los nombrados 3.228.215.77 euros a expensas de alcanzar los 3.500.000 a final de 2016.

“Se trata de obras de remodelación”, ha seguido Saravia. “Como por ejemplo en Gondomar, donde se ha actuado en las aceras en ámbito amplio. En la calle Pingüino se ha colocado también arbolado donde no había, en la calle Estación, se han ampliado aceras, se han colocado alcorques… queda mucho por hacer, pero la distribución de estas actuaciones por la ciudad, teniendo en cuenta los problemas más significativos, es razonable”.

Cabe recordar en este sentido que el conjunto de obras se realiza teniendo en cuenta varios factores como las demandas procedentes de las asociaciones vecinales y personas que a título individual avisan al Ayuntamiento para ir proponiéndolas, así como las sugerencias que han llegado desde las distintas Concejalías de Barrio.

Se añaden, lógicamente, las revisiones del estado de las infraestructuras de todo tipo que tanto los técnicos del Área como la policía llevan a cabo sistemáticamente. De esta manera, Manuel Saravia ha insistido en que “las obras se reparten por todos los barrios de la ciudad” y ha recordado que para 2017 este contrato de conservación y reparación de calles volverá a contar con otros 3.500.000 euros.

No hay comentarios

Dejar respuesta