La plantilla de Lauki vuelve a las protestas con tiempo límite

El cierre de la planta vallisoletana está anunciado el 1 de octubre

El comité de empresa de la Central Lechera Vallisoletana, junto con los sindicatos CCOO, UGT y CGT, retoma este miércoles las concentraciones delante de las instalaciones que la multinacional láctea francesa Lactalis tiene en la avenida de Santander en defensa de sus puestos de trabajo y la continuidad de la actividad de la planta.

Según la información facilitada por CCOO, la concentración de este miércoles, primera tras el parón estival, tendrá lugar entre las 13.00 y 15.00 horas y se celebra a poco más de un mes del cierre anunciado de la planta, el 1 de octubre.

El sindicato reconoce la existencia de dos empresas interesadas en hacerse con la planta que Lactalis tiene en Valladolid: una de ellas desconocida y la otra, la palentina Quesería Ibérica, cuyas reuniones han sido “promovidas” por CCOO y UGT en el seno de la Fundación Anclaje.

Las negociaciones desde la Fundación Anclaje para aunar voluntades entre las partes a fin de que alguna de las dos empresas que ahora mismo están interesadas en comprar Lauki accedan “siguen adelante” hasta la fecha tope, el 1 de octubre, “momento en el que Lactalis ha tomado la determinación irrevocable de cerrar el centro de trabajo vallisoletano, con beneficios de más de dos millones de euros en 2015 y siendo el de mayor productividad de todos los que tiene en la actualidad el gigante lácteo francés”.

“Desde el comité de empresa y los sindicatos representados en él seguimos luchando en aras de lograr nuestro principal objetivo: una buena venta de las instalaciones de Lauki a alguno de los compradores interesados en ella. De lograrlo se garantizaría la continuidad de la actividad laboral y el empleo en su totalidad, algo por lo que llevamos luchando ya muchos meses”, ha apuntado la responsable de Industrias Alimentarias de CCOO Industria de Valladolid, Sheila Mateos.

No hay comentarios

Dejar respuesta