La Diputación subvenciona a 184 jóvenes para fijar población en los pueblos

La institución no ha podido atender todas las peticiones por falta de presupuesto

Reportaje Torrelobatón 1
El Castillo de Torrelobatón.

La Comisión de Igualdad de Oportunidades y Servicios Sociales de la Diputación de Valladolid ha dictaminado hoy la resolución de la convocatoria de subvenciones para el establecimiento y consolidación de población joven en el medio rural presupuestada con 180.000 euros para el año 2016.

El crédito ha resultado insuficiente para atender todas las solicitudes que cumplían los requisitos, que han sido un total de 184 del total de 333 que se han presentado a la convocatoria publicada en el mes de enero.

Así se han quedado sin atender 41 peticiones que deben esperar a que la Diputación apruebe un crédito suplementario como ha solicitado al área de Hacienda el diputado Conrado Iscar, Jefe del Area de Igualdad de Oportunidades y Servicios Sociales de la Diputación.

Un suplemento de poco más de 48.000 euros para poder cumplir con el compromiso político que adquirió en el Pleno del mes de abril de dar respuesta a todas las peticiones que cumpliesen los requisitos requeridos en la convocatoria. En este caso están las 41 peticiones que no han podido ser atendidas por rebasarse el crédito de la convocatoria.

Así la propuesta que se elevará a la Junta de Gobierno de este mes atiende un total de 143 solicitudes que recibirán ayudas para la redacción de los proyectos técnicos de las viviendas (línea A), el pago de los intereses de los préstamos hipotecarios (línea B), o para satisfacer el arrendamiento de los seis primeros meses de contrato (línea C).

En la línea A se atienden 22 solicitudes por importe de 41.379,20 euros; en la línea B, se conceden 57 ayudas, con un importe de 41.763,13 euros; y finalmente en la línea destinada al alquiler se dan ayudas por importe de 96.857 euros.

Las ayudas de la Diputación a la vivienda nacieron hace 11 años con una única línea de subvenciones dirigida a la financiación de la redacción de los proyectos de viviendas unifamiliares de nueva construcción o viviendas rehabilitadas en los municipios de menos de 20.000 habitantes.

Tres años más tarde se incorporó una nueva línea para financiar los préstamos hipotecarios contraídos por los jóvenes para la adquisición de sus viviendas. Y finalmente en el año 2015 se incorporó una tercera línea de subvenciones, en este caso para el pago del alquiler de la vivienda.

En todo este tiempo, la Diputación de Valladolid ha contribuido a que cerca de 800 jóvenes hayan comprado su vivienda en algún pueblo de la provincia, y que 80 jóvenes más residan en el medio rural en régimen de alquiler gracias a que en el año 2015 las ayudas se ampliaron a las rentas de los arriendos.

No hay comentarios

Dejar respuesta