Una línea de autobús exprés para remodelar el Paseo Zorrilla

El Ayuntamiento estudia cambiar la regulación del tráfico en la importante avenida para favorecer el transporte público

El Paseo Zorrilla.

El Paseo Zorrilla es una de las vías de comunicación claves en Valladolid, una de las principales arterias para el tráfico en la ciudad y la principal conexión de los barrios de la zona sur con el centro. Es también esencial para varias líneas de autobús del transporte público de Auvasa, que encuentran en el tráfico en esta avenida y en el número de paradas uno de los obstáculos para mejorar su velocidad comercial a lo largo del trayecto.

El nuevo Plan Integral de Movilidad Urbana Sostenible y Segura de Valladolid (Pimussva), contempla a medio plazo la remodelación y reorganización del tráfico en el Paseo Zorrilla, con una línea exprés de autobús como principal aliciente para mejorar el servicio, con menos paradas, por lo que aumentaría la velocidad hasta unos 16 o 18 kilómetros por hora de media, por encima de los 12 que actualmente tiene de media Auvasa.

Así lo ha explicado hoy Guillermo Maldonado, coordinador de los trabajos que ha realizado la empresa encargada de elaborar este plan. “No se trata de establecer un listado de soluciones o medidas, sino de marcar las pautas para una mejor movilidad en Valladolid”, ha explicado Maldonado que ha precisado que en el caso del Paseo Zorrilla, “después de estudiar varias fórmulas, como un tranvía, hemos llegado a la conclusión de que la mejor alternativa es desviar parte del tráfico por otras vías que circulan paralelas y mejorar el servicio del transporte público con una línea exprés que sería complementaria a las ya existentes”.

El concejal de Movilidad y Seguridad, Luis Vélez, ha explicado que se trata de una actuación a medio plazo, “que vamos a estudiar dentro del Pimussva y para la que necesitaríamos la colaboración de otras administraciones seguro, porque requiere una inversión muy grande, por lo que vamos a estudiar también qué medidas podemos ir aplicando antes de la gran reorganización”.

Movilidad en bici

Este plan de movilidad también contempla otras muchas actuaciones, como el fomento de la movilidad en bicicleta, el transporte a pie con la ampliación de la red de calles peatonalizadas o la regulación a 30 kilómetros por hora de algunas zonas residenciales de la ciudad.

El Pimussva tendrá que pasar por el pleno para su aprobación inicial y después someterse a un periodo de alegaciones, algunas de las cuáles se podrían incorporar también al plan que se apruebe finalmente. La previsión del Ayuntamiento es que esté en funcionamiento completo entre marzo y abril de 2017.

No hay comentarios

Dejar respuesta