Más de mil estudiantes reflexionan sobre el ciberacoso

El concejal de Participación Ciudadana, Juventud y Deportes, Alberto Bustos, clausuró esta iniciativa en el IES Ribera de Castilla

El Ayuntamiento ha organizado varias jornadas en centros escolares de la ciudad para que los jóvenes y adolescentes reflexionen y sean conscientes del ciberacoso en el ámbito escolar. El concejal de Participación Ciudadana, Juventud y Deportes, Alberto Bustos, ha clausurado el último de los talleres, “JUNT@S CONTRA EL CIBERACOSO”, en el IES Ribera de Castilla, con lo que se ha completado una iniciativa en la que han participado más de un millar de estudiantes.

La Concejalía ha detectado, tanto en los propios jóvenes, como en el colectivo de educadores/as y de las asociaciones de madres y padres, una enorme preocupación por el problema, cada vez más presente en el ámbito escolar, de las situaciones de ciberacoso a través de las redes sociales, a las que se ve sometido este sector de población.

La campaña tenía, precisamente como objetivo dar una respuesta inmediata y directa a esta situación, y se ha desarrollado en el marco de un convenio de colaboración con el Movimiento contra la Intolerancia.

A través de esta iniciativa se ha tratado de ayudar a la población adolescente a aprender a reconocer, evitar y controlar situaciones de riesgo o de abuso a través de las redes sociales, así como favorecer la ayuda a las víctimas del ciberacoso.

Para ello se han desarrollado 40 talleres de prevención dirigidos prioritariamente a los alumnos de 3º y 4º de la ESO, en dos sesiones de una hora de duración.

En estos talleres se ha ofrecido este millar de alumnos información muy precisa sobre los fenómenos del Ciberbullying, el Grooming, el Sexting… cada vez más frecuentes en las redes sociales y se les ha ayudado a identificar las distintas situaciones, ofreciéndoles pautas y consejos para enfrentarse a ellas con eficacia, poniendo a también a su disposición diversos materiales divulgativos.

Desconocimiento sobre el buen uso de las RRSS

Durante los talleres se ha detectado que hay un alto desconocimiento sobre el buen uso de las redes sociales por parte de los adolescentes, que en muchos casos suben todo tipo de fotos, tienen los perfiles abiertos y aceptan a seguidores desconocidos.

Las redes que más suelen utilizar los jóvenes actualmente son whatsapp, instagram, snapchat y ask, y no suelen tener marcadas unas normas parentales sobre su buen uso.

En general el alumnado crea grupos de whatsapp del propio curso, que en muchos casos acaba creando conflictos que se trasladan a la clase.

Se ha constatado que los jóvenes que, a través de sus redes sociales, han recibido insultos, fotos provocativas o desnudos, así como videos, o han sufrido robos de contraseña o suplantación de identidad, en general no se lo suelen contar a ningún adulto y desconocen qué es lo que tienen que hacer.

Asimismo, se ha detectado la participación de jóvenes en redes donde los chicos y chicas suben sus fotos con pose provocativa o ropa interior y son puntuados por el administrador de la cuenta y por los internautas y reciben los comentarios de los demás.

En los centros educativos donde se ha detectado la existencia de alumnado que ha sufrido riesgo en el uso de las redes sociales, se ha puesto en conocimiento del Departamento de Orientación y tutores. En algunos casos, ya se estaba interviniendo y se ha ofrecido asesoramiento municipal a madres y padres.

No hay comentarios

Dejar respuesta