Cigales disfruta de más de medio centenar de joyas sobre ruedas

El coche más antiguo fue un Buick del año 1928

La quinta concentración de vehículos clásicos y deportivos Villa de Cigales congregó a más de medio centenar de vehículos en la Plaza Mayor de la localidad, donde cientos de vecinos y visitantes pudieron disfrutar de auténticas joyas sobre ruedas.

Desde primera hora de la mañana, los participantes se fueron inscribiendo en la Plaza Mayor de la localidad para disfrutar de una calurosa mañana, aliviada en parte por los vinos Rosados de la D.O. Cigales en un aperitivo que congregó a los participantes a media mañana en las instalaciones municipales habilitadas para la ocasión.

Vecinos y visitantes se congregaron en la plaza mayor de Cigales, que se convirtió para la ocasión en un improvisado museo del automóvil al aire libre, donde se pudo disfrutar de  modelos tan míticos y emblemáticos como el Seat 600, el Citroën dos caballos o el “escarabajo”. Además de otros modelos más exclusivos y difíciles de ver como el Renault 4/4, el Tiburón de Citroën, varios Mercedes y un Lancia descapotable del 56.

Durante la concentración, tuvo lugar la entrega del premio al vehículo más antiguo, que fue un Buick del año 1928. Un Renault 8 fue galardonado como el vehículo mejor conservado en su estado original y un Citroën DS “Tiburón” recibió el premio al vehículo mejor restaurado.

La entrega de premios corrió a cargo de la alcaldesa de Cigales, Pilar Fernández Pastor, el alcalde de San Martín de Valvení, Antonio Ibáñez Rodríguez,  y el restaurador de vehículos Manuel del Olmo Cabero.

A las 14.00 horas, la caravana de vehículos participantes tomó ruta hacia la localidad de San Martín de Valvení, donde todos los participantes compartieron mesa y mantel con una gran paella. Una yincana de habilidad cerró las actividades programadas durante la concentración, a la que se acercaron participantes desde Valladolid capital y provincia, así como desde Palencia.

No hay comentarios

Dejar respuesta