Feria del Libro afronta su ansiado regreso a la Plaza Mayor

Del 10 al 19 de junio se celebrará una edición con un significado especial y más de 60 casetas

Presentación de la Feria en el Ayuntamiento.

La Feria del Libro regresa a su espacio, vuelve al corazón de Valladolid, a una Plaza Mayor que durante nueve días será el punto de encuentro de escritores, libreros y lectores en un evento que es una de las banderas del actual equipo de Gobierno, “que se ha convertido en un reto de los más significativos de este primer año de gestión”, tal y como ha explicado el alcalde, Óscar Puente, en la presentación de la 49 edición.

La organización ha vuelto a contar con el Gremio de Libreros y el Gremio de Editores, que habían tenido una presencia testimonial en las últimas ediciones en la Cúpula del Milenio. En 1999 la Feria abandonó la Plaza Mayor y este año regresa con escritores tan importantes como Petros Markaris, José Manuel Caballero Bonald, Francisco Brines, José María Merino, Almudena Grandes, Juan José Millás, Fernando Aramburu, Gustavo Martín Garzo, Óscar Esquivias, Fermín Herrero, Luis García Montero, José Antonio Marina, Peridis o Lorenzo Silva.

Además, dos nombres muy relevantes para la cultura tendrán también un espacio especial en esta Feria. El pregón del humorista gráfico Antonio Fraguas ‘Forges’ (el viernes, 10 de junio, a las 19:00) y el artista Manolo Sierra, autor del cartel y el nuevo logotipo de la feria.

El presidente del Gremio de Libreros, Marco Antonio Blanco, ha destacado que su objetivo es “que la feria sea el principio de lo que queremos para Valladolid, las librerías volvemos a estar en la calle, con los editores y las instituciones”. César Sanz, responsable del Gremio de Editores, ha agradecido al Ayuntamiento “su esfuerzo por recuperar la normalidad de la feria”.

Además de las 60 casetas que habrá en la feria, la organización ha preparado un importante programa de actividades, “tanto para niños como para adultos, con firmas de libros, conferencias y encuentros con los autores”, ha desgranado la responsable de la organización, Begoña Orellana, que ha incidido en el trabajo coral de los libreros “para dar cabida a múltiples propuestas en un programa que hemos consensuado casi en su totalidad”.

Todo con un presupuesto municipal de 300.000 euros, “que está más que justificado por el enorme despliegue de autores, actividades y programación”, ha recalcado la concejala de Cultura y Turismo, Ana Redondo.

No hay comentarios

Dejar respuesta