Apoyo a Lauki y Dulciora si, pero con grandes matices ideológicos

Todos los grupos aprueban por unanimidad dos mociones para luchar contra el cierre de las fábricas, pero se distancian en los aspectos relativos a la política laboral

Concentración en Fuente Dorada contra el cierre de Lauki y Dulciora.

Es casi imposible no estar a favor de declaraciones y medidas para intentar evitar los cierres de dos fábricas históricas en Valladolid, Lauki y Dulciora, cuyas multinacionales titulares, Lactalis y Mondelez, han anunciado su intención de poner fin a la actividad. Con ese trasfondo de unidad ya evidenciado con la presencia de todos los partidos en la concentración del domingo, el debate del pleno ha sido más duro que complaciente, teniendo como punto de partida dos mociones la presentada por el PP en favor de la actividad industrial en Valladolid, en pro de la responsabilidad empresarial, y la planteada por el PSOE, Toma la Palabra y Sí se Puede, para una actuación eficaz de las administraciones públicas en defensa del interés general frente a prácticas empresariales socialmente responsables.

En la parte expositiva de esta segunda moción se hacía alusión expresa a la reforma laboral, eliminada después a petición del PP para garantizar el consenso, aunque sin cambiar los acuerdos, en los que se ataca directamente a la actual legislación laboral existente a nivel nacional.

Trabajadores de Lauki y Dulciora han asistido al pleno.
Trabajadores de Lauki y Dulciora han asistido al pleno.

El debate comenzó con la intervención de los trabajadores, que han criticado con dureza a las multinacionales por los cierres de ambas plantas y han defendido la prevalencia de los puestos de trabajo “sin traslados, sin deslocalización, porque las fábricas son rentables y se pueden mantener”

El portavoz del PSOE, Pedro Herrero, ha comenzado mostrando las diferencias con el planteamiento del PP, “la fase de buenas intenciones ya terminó, todos lamentamos lo que está ocurriendo, pero la sociedad de Valladolid y los trabajadores esperan algo más que compasión. Este es un debate ideológico, lo que ocurre es consecuencia de la liberalización industrial y laboral”.

Herrero ha recordado una moción presentada en 2011 por el PSOE para instar a la Junta a que se garantizara la actividad en la planta de Lauki. “Ahora pedimos que se derogue la reforma laboral, exigirle a la Junta que se ponga las pilas de una vez, que deje de esperar a que escampe y que ejerza sus competencias en empleo, hoy son estas empresas, pero mañana serán otras si las administraciones no cambiamos las políticas”, por eso ha planteado que su grupo no va a ir de la mano del PP “en esta batalla, les tendemos la nuestra porque ya no gobiernan en este Ayuntamiento, para que se sumen a nuestra propuesta”.

pp pleno lauki dulciora 2El portavoz del PP, Jesús Enríquez, ha comenzado su intervención con una sorprendente puesta en escena de su grupo, con todos los concejales levantando un folio en el que se podía leer “Lauki y Dulciora no se cierran”. Enríquez ha defendido que su grupo ha buscado “desde el primer momento el acuerdo, estamos dispuestos a votar a favor de todas las propuestas de su moción, pero con la condición de que retiren la referencia injusta a la Reforma Laboral de 2012 y a la supuesta pasividad de la Junta, porque Lactalis ha comprado y cerrado empresas antes de la Reforma Laboral, son empresas que pasan por encima de territorios sólo pensando en el beneficio”.

Enríquez ha concluido apelando al consenso, “porque si no llegamos a un acuerdo en esta cuestión hemos fracasado” y ha recalcado que van a aprobar todos los puntos de la moción conjunta, “dejando claro que rechazamos la parte expositiva en la que se hace referencia a la reforma laboral”.

La portavoz de Toma la Palabra, María Sánchez, ha comenzado recordando la lucha de los trabajadores de Radio Televisión Castilla y León por un sueldo digno y criticando los despidos anunciados en el Banco Santander, Banco Ceiss o el cierre de la imprenta de Vocento en la ciudad. “Hoy el PP levanta carteles contra el cierre, pero olvida que esto es consecuencias de sus políticas, porque hace cuatro años algunas estábamos haciendo huelga general contra la reforma laboral, mientras otros la estaban aprobando, porque ahora Lactalis puede cerrar la planta y ofrecer un traslado a otra planta o veinte míseros días por año trabajado como indemnización por esa legislación”, ha argumentado Sánchez.

“La política sirve para legislar, para proteger a nuestros vecinos y vecinas, estas actividades de las empresas no caen del cielo, no se trata de fotos, se trata de actuar dentro de las competencias, por eso traemos ese punto de Urbanismo que pone más difícil el cierre de Lauki”, ha añadido la portavoz de Toma la Palabra y ha aseverado que “el diagnóstico del PP es hacer una enmienda a la totalidad de su acción de Gobierno, porque estos cierres son posibles por las políticas de la Unión Europea que siempre han defendido y por la Reforma Laboral”.

También ha comenzado su intervención con alusiones a otras luchas laborales la portavoz de Sí se Puede, Charo Chávez, que se ha preguntado “¿qué está pasando, no se había acabado ya la crisis?” y ha argumentado que “el problema es que en el centro de las decisiones de Gobierno no han estado las personas, sino los intereses a corto plazo de los partidos”.

La concejala de Ciudadanos, Pilar Vicente, portavoz del único partido que no ha presentado ninguna moción sobre esta cuestión, ha comenzado criticando que haya dos mociones diferentes y ha pedido  hacer autocrítica, “¿el Ayuntamiento podría haber hecho algo para evitar esta situación? seguro que sí, pero ahora hay que empezar a pensar en las soluciones, porque el problema no es sólo el cierre de estas empresas, sino también la incapacidad para atraer a nuevas inversiones”.

El alcalde, Óscar Puente, ha cerrado el debate y ha defendido su idea de boicotear a las empresas que cierren las plantas en Valladolid y ha comentado las palabras de Enríquez, “porque si es verdad que hay empresas como ha dicho que pasan por encima de territorios y personas, ¿qué hay de malo en hacer campañas contra la imagen de estas empresas?, qué armas tenemos para evitar estos cierres, que lo que las multinacionales creen que no les va a costar, que sí les cueste”.

No hay comentarios

Dejar respuesta