Lactalis no da marcha atrás y ratifica el cierre de Lauki

La empresa francesa traslada a los representantes de los trabajadores la decisión

Concentración de los trabajadores de Lauki.

Los directivos del grupo francés Lactalis no dan marcha atrás y han ratificado hoy al comité de empresa su intención de cerrar el próximo junio la planta de su marca Lauki en Valladolid, según han informado a EFE fuentes sindicales.


En la segunda reunión de consultas, la dirección de Lactalis, grupo francés propietario de la planta que produce la leche de la marca Lauki, ha recalcado que el cierre responde a una decisión estratégica de la compañía.

Sin embargo, el presidente del comité de empresa, José Manuel González, ha puesto sus esperanzas en las negociaciones del grupo francés con las administraciones para evitar el cierre de la histórica planta vallisoletana.

Coincidiendo con la opinión del alcalde de Valladolid, Óscar Puente, el presidente del comité de empresa ha expresad que, en primer lugar, hay que negociar la permanencia de la planta con su actual propietario y, en el caso de que no sea posible y como segunda opción, propiciar la venta a otra compañía.

La dirección de Lactalis y el comité de empresa, que está preparando un calendario de movilizaciones, incluida una manifestación desde la fábrica hasta la Plaza Mayor de Valladolid, han acordado celebrar una nueva reunión el próximo día 11.

Mientras los directivos de Lactalis y el comité de empresa celebraban este segundo encuentro en las instalaciones de Lauki, los trabajadores y sus familiares, ganaderos y representantes de otros colectivos se han concentrado ante la planta para reivindicar que no se cierre.

Por su parte, la vicepresidenta, consejera de Empleo y portavoz de la Junta de Castilla y León, Rosa Valdeón, ha apelado al “principio básico de discreción” para no referirse en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno a la reunión que en principio iban a mantener hoy representantes del Ejecutivo y de la compañía Lactalis.

Tras insistir en que la Junta apoya las reivindicaciones de los trabajadores para que la planta de Lauki no sea clausurada, Valdeón ha dicho que la intención del Ejecutivo es hacer llegar “los datos” y los argumentos para el mantenimiento de la factoría hasta “los máximos responsables” de la compañía.

“Es complejo pero hay que intentar buscar una solución”, ha rematado, sin querer aportar más detalles sobre los términos de la reunión.

No hay comentarios

Dejar respuesta