Ni abrir domingos ni más centros comerciales

Los comerciantes avalan en los datos su rechazo tanto a la propuesta de incrementar los festivos con servicio comercial como a la ampliación de Vallsur o nuevos centros comerciales

Los comerciantes lo tienen claro, no quieren abrir más domingos ni festivos y no quieren que se amplíen los centros comerciales existentes (como el debate sobre Vallsur) ni que se creen nuevas grandes superficies. Así lo ha defendido hoy el presidente de Avadeco, Alejandro García, que ha avalado con datos este argumento, “porque Valladolid es líder nacional en medias superficies comerciales, como Mediamarkt, con 180 metros cuadrados por cada 1.000 habitantes, mientras que la media nacional es la mitad de esta extensión, además tenemos un elevado número de grandes superficies, con 450 metros cuadrados por cada 1.000 habitantes, mientras que la media nacional son 350”.

Ante el debate político que se ha generado sobre la petición de Vallsur de ampliar sus dependencias, García tiene claro que esa no es una buena opción. “Todo responde a una lucha entre los centros comerciales, no tiene que ver con que haya más demanda porque no es así, Vallsur es un centro más amigable, un buen centro comercial, y la ampliación rompería esa imagen para tratar de parecerse más a RioShopping”, ha planteado el responsable de Avadeco.

Tanto PP como Ciudadanos han insistido en los últimos plenos en ceder a Vallsur esa ampliación, una postura que no gusta a los comerciantes, que llevan “años con la misma idea, al igual que el PP, que siempre ha defendido la ampliación y los centros comerciales”, ha lamentado Alejandro García, que ha añadido que “el cliente que ha perdido el centro, que es el de los pueblos que venía el sábado, es el que ahora va directamente a los centros comerciales”.

Además, los comercios de proximidad también tienen una postura muy tajante respecto a que se aumente el número de festivos y domingos comerciales, ahora mismo 16 al año en Castilla y León, “que ya son seis más que la norma nacional y ahí los beneficios son sólo para las grandes superficies, no es necesario aumentar el número de domingos, al contrario, habría que reducirlo”, ha defendido García.

Según los datos de un estudio realizado por la tarjeta de fidelización Club Fidelis, la apertura de domingos tiene muy poca incidencia en las ventas del comercio de proximidad, ya que, exceptuando panaderías y pastelerías, que concentran el 31 por ciento de sus ventas en ese día, para el resto de negocios apenas suponen un 5 por ciento del total.

No hay comentarios

Dejar respuesta