Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, gana Nobel de la Paz

Por sus "resueltos esfuerzos" para acabar con más de 50 años de guerra civil con las FARC

José Manuel Santos durante la firma del acuerdo de paz en Colombia. Foto: Reuters.

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ha sido galardonado con el Nobel de la Paz 2016 por el Comité Nobel Noruego, por sus “resueltos esfuerzos” para acabar con más de 50 años de guerra civil con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colobia (FARC), “una guerra que ha costado la vida a al menos 220.000 colombianos y desplazado a cerca de seis millones”.

Asimismo, según el Comité Noruego, es “un homenaje al pueblo colombiano que, a pesar de todos los abusos sufridos, no ha perdido la esperanza de lograr una paz justa y a todas las partes que han contribuido a este proceso de paz”, así como a las “incontables víctimas” de la guerra.

El Comité ha querido destacar que, a pesar del rechazo en plebiscito al acuerdo de paz, el presidente Santos ha acercado enormemente este sangriento conflicto a una solución política, “y estos esfuerzos han sido los que le han hecho cumplir los criterios y el espíritu de la voluntad de Alfred Nobel”.

En su anuncio del galardón, la directora del Comité Nobel Noruego, Kaci Kullmann Five, ha reivindicado la importancia de Santos como figura “instrumental, a sabiendas de lo controvertido” del acuerdo de paz en Colombia, para “garantizar que los votantes colombianos pudieran expresar su opinión”, y finalmente rechazar el acuerdo en plebiscito.

“Hay un grave peligro de que el proceso de paz se detenga por el resultado del referéndum”, ha lamentado la directora del Comité Nobel, “y ello solo reitera la importancia de que ambas partes, dirigidas por el presidente Santos y por el líder de las FARC, Rodrigo Londoño (alias Timochenko), sigan respetando el alto el fuego”.

El comité ha subrayado que el Nobel a Santos es, además, “un gesto de ánimo hacia todos aquellos que luchan por la paz en Colombia”, y espera que este galardón “le dé la fuerza suficiente al presidente Santos” para lograr “este exigente objetivo”.

Por último, el Comité Nobel desea que, en los años venideros, “el pueblo colombiano pueda recoger los frutos sembrados por la paz en vigor, así como el proceso de reconciliación, porque solo entonces el país pueda enfrentarse con eficacia a desafíos enormes como la pobreza, la injusticia social y delitos de narcotráfico”.

No hay comentarios

Dejar respuesta