El bolsillo misterioso

En este artículo te contamos para qué se usa este pequeño espacio que se encuentra en tus pantalones vaqueros

bolsillo, misterio, vaqueros
Para qué servirá ese bolsillo misterioso

Seguro que muchas veces, con tus amigos, con tu pareja, con sus padres, o simplemente para tus adentros, te has preguntado para qué sirve o se usa ese bolsillo pequeñito que se encuentra situado muy cerca del principal, lugar en el que depositas bien el teléfono móvil, bien la cartera, el paquete de tabaco si eres fumador o cualquier otro tipo de objeto.

Muchas son las personas, ingenuas, que piensan que este bolsillo debe destinarse a guardar monedas, chicles u otras pertenencias de reducido tamaño que encajen a la perfección con el minúsculo tamaño de este espacio que se encuentra en sus vaqueros.

Otros piensan que en realidad, el bolsillo del que versa este artículo no tiene ningún tipo de labor funcional pero sí estética y que simplemente se fabrica para que cumpla la labor de que nos entren mejor por los ojos, ya sea a la hora de comprarlos o a la hora de intentar persuadir, como se hacía antes, con unos Levi’s bien apretados y ceñidos.

Reloj, bolsillo, curiosidad
El reloj de bolsillo en el bolsillo pequeño

Sin embargo, este diminuto bolso tenía en la “antigüedad” (aún lo sigue teniendo para los más bohemios), una utilidad de suma importancia como era la de introducir en el mismo el reloj de bolsillo que tanto se empleaba en el pasado y que el teléfono móvil ha ido sustituyendo con el paso de los años.

En la década de 1800, los pantalones vaqueros solían llevar sus relojes con una cadena que conducía directamente hasta el chaleco, para evitar que con un golpe, dicho reloj se rompiese, se diseñó este minúsculo bolsillo.

Tras leer estas líneas, ya lo saben, nada está ahí por nada, todo tiene una solución y una respuesta si parte de una pregunta curiosa. En este caso ya sabemos por qué existe ese bolsillo y seguro que más de uno sale corriendo en busca de su diminuto reloj de bolsillo para recordar viejos momentos y retroceder unos años en busca de otras épocas.

No hay comentarios

Dejar respuesta