Procesión de Nuestro Padre Jesus Nazareno y Santo Entierro de Salamanca

Los penitentes vestían túnicas moradas y una corona de espinas

Con dos cruces en la cabeza de la procesión anunciando la muerte del señor la Congregación de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Santo Entierro iniciaron hoy la procesión desde la iglesia de San Julián y Santa Basilisa de Salamanca, a las 6 de la tarde.

Los penitentes vestían túnicas moradas y una corona de espinas, para acompañar así a los pasos de Jesús en la calle de la Amargura, un conjunto formado por la figura de Jesús, el Cirineo, el soldado y el sayón, obras de José de Larra Churriguera (1716), y la Virgen María, de Antonio Hernández, 1797) y el Santo Entierro, compuesto por 7 figuras del escultor Francisco González Macías en 1942.

No hay comentarios

Dejar respuesta