Macrooperación antidroga en Palma con ramificaciones en Burgos y Segovia

Se han realizado 115 registros domiciliarios y se han incautado 17 kilos de cocaína

Control de seguridad ciudadana llevado a cabo por la Guardia Civil.

La Guardia Civil ha detenido este viernes a más de 40 personas en Mallorca en un operativo en el que han participado unos 300 agentes de distintas unidades y que se enmarca dentro de la Operación ‘Iron Belt’ que cuenta con ramificaciones en Madrid, Burgos y Segovia.

En total, se han detenido a 94 integrantes de una red dedicada al tráfico de drogas a nivel internacional y al blanqueo de capitales procedentes de la venta de la sustancia estupefaciente.

En concreto, en Mallorca se han realizado un total de 42 registros domiciliarios en Son Banya, Coll d’en Rabassa, Llucmajor, San Jordi, S’Aranjassa, Palma y Alcudia

En toda la operación, se han realizado 115 registros domiciliarios y se han incautado 17 kilos de cocaína, 10 kilos de sustancia de corte, 45 kilos de hachís, dos kilos de metanfetamina, 1,5 kilos de benzocaína y diferentes cantidades de heroína, ketamina, éxtasis, etcétera, además de seis armas de fuego y dos depósitos de munición para arma corta, así como más de 300.000 euros en efectivo y 12 vehículos de alta gama.

Asimismo, se ha procedido al bloqueo de 127 productos y cuentas bancarias, habiéndose detectado transferencias de importantes cantidades de dinero a paraísos fiscales fuera de la Unión Europea.

La investigación se inició cuando la Policía Judicial de la Guardia Civil detectaron que varias personas, residentes en Baleares, podían estar dedicándose al tráfico de drogas, manteniendo contactos con otras estructuras delictivas asentadas en la península con contacto directo para las actividades ilícitas en los Países Bajos (Holanda).

La investigación ha tenido una duración de 17 meses, siendo de gran complejidad, han explicado desde el Instituto Armado, debido a la experiencia previa con la que contaban la mayoría de los miembros de la organización ahora desmantelada, muchos de ellos pertenecientes a dos clanes históricos del narcotráfico en Baleares.

No hay comentarios

Dejar respuesta