Trescientos millones de sordos podrían aprovecharse de un nuevo implante coclear

Mejorará "significativamente" la audición de sus usuarios.

Presentación del acuerdo en la USAL para la aplicación de la tecnología. Fotografía: Europa Press.

La Universidad de Salamanca (USAL) y la empresa internacional MED-EL sacarán al mercado una nueva tecnología que se podrá incorporar a los implantes cocleares y que mejorará “significativamente” la audición de sus usuarios.

Para que su explotación en los mercados internacionales pueda llegar en “un horizonte razonable”, que puede ser “de uno a varios años”, la institución académica ha firmado el contrato de licencia de la patente internacional con MED-EL, que será la empresa que explotará este procedimiento, inicialmente en Europa, Estados Unidos, China y Australia.

Así lo han señalado el vicerrector de Investigación y Transferencia de la Universidad de Salamanca, Juan Manuel Corchado, el director general de MED-EL España y Portugal, Julio Rodrigo Dacosta, el profesor e investigador de la Universidad de Salamanca Enrique A. López Poveda y el subdirector del Instituto de Neurociencias de Castilla y León, Ángel Fernando Porteros.

En concreto, esta patente propone un procedimiento innovador que mejorará el rendimiento en unos tres decibelios de media en los implantes cocleares y que ayudará especialmente a sus usuarios en los ambientes ruidosos o en las conversaciones con varias personas, ha explicado Enrique A. López Poveda.

Este procedimiento consiste en la recepción de ondas en un procesador y la generación de estimulación eléctrica a través de unos electrodos, que producen la estimulación en el interior del oído, lo que permite restaurar la audición con “mayor calidad y naturalidad”, ha añadido el responsable del grupo de investigación en la USAL.

En principio este avance tecnológico puede ayudar a las 350.000 personas que utilizan ahora implantes cocleares y tendría unos beneficiarios potenciales de 25 millones, pues este es el número de ciudadanos que podrían utilizar estos implantes gracias a la nueva tecnología que llegará al mercado.

Incluso, según los datos del investigador Enrique A. López Poveda, su grupo trabajará en los tres próximos años, gracias al acuerdo firmado con MED-EL, en la incorporación de esta misma tecnología a los audífonos, con el propósito de mejorar también la audición en las personas que los llevan, que son unos 300 millones en el mundo.

Este nuevo sistema, que se ha probado ya en diez pacientes de distintos países y con lenguas nativas diferentes, no tendría en el futuro un coste añadido al precio que ya de por sí tienen estos implantes de última generación, que rondan los 22.000 euros, ha explicado el director de MED-EL España y Portugal.

El vicerrector Juan Manuel Corchado ha indicado que la Universidad de Salamanca cuenta actualmente con 115 familias de patentes registradas, lo que supuso a la USAL ingresar unos 110.000 euros en 2014 y 128.000 euros en 2015, una cantidad que “puede multiplicarse de forma significativa” con este acuerdo para implantes cocleares ahora firmado.

No hay comentarios

Dejar respuesta