Fin del verano, vuelta al desempleo en Salamanca

Se constata la precariedad y temporalidad. Fin del verano, vuelta al desempleo. 601 desempleados más en el ECyL y 429 cotizaciones menos en la Seguridad Social

Oficina del Ecyl.

Se constata que terminado el periodo de verano, el empleo en nuestra provincia vuelve a retomar los niveles de precariedad y temporalidad habituales en una provincia sin ningún tipo de expectativa de cambio en su tejido productivo.

601 personas desempleadas más y ya son 27.259 y un descenso de 429 cotizaciones en la Seguridad Social y nos quedamos en 115.148, son la evidencia de nuevos datos de empeoramiento y regresión laboral.

11.102 hombres y 16.175 mujeres en desempleo, nuevamente aumenta la diferencia de mujeres desempleadas frente a la de los hombres, dato evidente al ser el sector servicios el más perjudicado.

La realidad de nuestra preocupante dependencia del Sector Servicios se confirma con que 600 de los nuevos desempleados son de este sector. Desciende en 53 el número de desempleados en el sector de la Agricultura, también hay 1 desempleado menos en el Sector de Industria y 23 menos en el de la Construcción.

Respecto a los contratos que se han realizado durante este mes de septiembre, paradójicamente se han incrementado, con respecto al mes de agosto en 1.185 más, llegando a realizarse 12.117 contrataciones. Sí con este número de contratos firmados, aún se pierden 429 cotizantes en la seguridad, mayor evidencia de la precariedad no se puede tener.

Contratos, que no han servido para fijar ningún empleo en este mes y que mantienen unos porcentajes inasumibles de temporalidad, 950 contratos han sido indefinidos, 7.8% frente a 11.167 temporales, 92.15%. Del mismo modo y un mes más, con respecto a las prestaciones volvemos a significar la pobreza y escasez de recursos económicos de las personas desempleadas.

De las 27.259 registradas en el ECyL, cobran prestación 11.807 frente a 15.452 sin ningún tipo de ingresos, un 56.68% continua manteniendo pobreza en desempleo. Siendo a la vez 749.2€ la cantidad media que perciben quienes tienen prestación o subsidios. En este caso, esta cantidad media se ha incrementado en cerca de 8€, con respecto al mes pasado, al ser más las prestaciones por desempleo que se cobran que en meses anteriores. Al menos estos 6 meses pasados han servido para acumular desempleo y poder incremente levemente las cantidades que se perciben.

Insuficientes medidas por parte del Ayuntamiento y la Diputación Provincial, que a pesar de destinar fondos de la Junta de Castilla y León, solo están sirviendo para, temporalmente, parar la sangría de desempleo en el sector de la construcción.

Si bien es cierto que se han creado empleos temporales, de seis meses, durante este año, el que termine su vigencia y no se consoliden dentro de las administraciones locales, no facilitan la estabilidad laboral ni económica de las personas desempleadas que acceden a ellos.

Y en cuanto al Gobierno en funciones del Estado, preocupante e incierto fututo a corto y medio plazo el que tenemos por delante. La prorroga más que probable de los Presupuestos Generales del Estado, con lo que conllevará una nueva sanción por parte de Europa.

El estrangulamiento de los presupuestos regionales y provinciales de seguir manteniéndose la congelación de los presupuestos estatales, nos hacen pensar en una nueva posible recesión económica, en un mayor endeudamiento e incremento de nuestra deuda pública que ya supera nuestro PIB, a la vez que nos hace intuir que los cambios económicos que puedan producirse en nuestro país durante los primeros meses del próximo año, van a tener más que ver con mayores recortes en inversión pública, en sanidad, educación y servicios sociales.

La situación política de este país, pasa de vergonzosa a despreciable, cuando vemos como la quietud, la falta de acuerdos, los personalismos y la desidia por mantener su poder, recae sobre la ciudadanía más necesitada y sobre la inversión pública, a la vez que mantienen los niveles de inseguridad en el tejido industrial privado, que no asegura la rentabilidad de sus inversiones y no ven a España como propiciadora de nuevas oportunidades empresariales ni una mejora económica rentable.

Desde CCOO seguimos denunciando cómo los contratos a tiempo parcial siguen siendo el modelo estrella de contratación, facilitando el fraude en cuanto que contratos de cuatro horas siguen propiciando jornadas interminables de trabajo.

No hay comentarios

Dejar respuesta