La provincia reconoce la labor social “incuestionable” del padre Romo

El pleno de la Diputación de Salamanca, celebrado esta mañane con carácter extraordinario, reconoce la labor social "incansable e incuestionable" del padre Romo

Pleno de la Diputación de Salamanca

La Diputación de Salamanca celebró esta mañana un pleno extraordinario con escasos tres puntos en el orden del día -algo extraño en esta legislatura- donde fue aprobado por unanimidad de todos los grupos políticos -Popular, Socialista, Ciudadanos y Ganemos- la concesión de la Medalla de Oro de la provincia al sacerdote Antonio Romo por “su labor solidaria incansable e incuestionable”, que “ha dejado huella” y que “encarna importantes valores, que deben de estar muy presentes”.

Esa fue la defensa realizó la diputada del Área Social, Eva Picado. En esta misma línea han intervenido el resto de portavoces de los grupos políticos para una concesión que, de acuerdo al Reglamento de la Diputación, sólo pude otorgarse dos veces cada cinco años y pretende, entre otros méritos, reconocer a aquellas personas que “hayan tenido una vida ejemplar; digna de ser destacada”.

Excluidos sociales, ex carcelados, inmigrantes, adictos a la droga y personas en situaciones de dificultad han recibido la atención de Antonio Romo “desde los despachos parroquiales, sus locales e incluso su propia vivienda, que siempre ha estado abierta para todo el mundo”.

Entre sus proyectos más relevantes , la Diputación ha destacado la puesta en marcha de la casa de acogida, de una escuela de pastores y de la cooperativa Puentesan, nacida de la Asociación Puente Vida y que elabora un queso con fines solidarios bajo el sello ‘Mil Caminos’.

Entre otros reconocimientos, el padre Antonio Romo ya cuenta con la Medalla de Oro de la Ciudad de Salamanca (2001) y con el Premio de Castilla y León de los Valores Humanos (2015) por ser “un ejemplo de humildad y bondad, por su labor solidaria y entrega a los demás”, ha apuntado la Diputación.
Plan de mejoras de caminos vecinales

Otro de los puntos llevados al pleno correspondía a una modificación de crédito por valor de 1 millón de euros, que fue aprobada también por unanimidad, para una ampliación presupuestaria para el plan de conservación y reparación de caminos municipales, un proyecto bianual para 2016 y 2017 que contaba con 1,3 millones de euros y que finalmente dispondrá de un millón más -2,3 millones en total-.

Javier Iglesias ya explicó en la presentación de esta modificación presupuestaria, que el incremento será posible gracias al “superavit” de la Institución y que servirá para unas obras a ejecutar previsiblemente de marzo a octubre del próximo ejercicio.

Iglesias, acompañado por los diputados Chabela de la Torre y Antonio Luis Sánchez, ya detalló que esta iniciativa se presentó como novedad el pasado 30 de marzo, con el propósito de arreglar los caminos municipales, principalmente los que están asfaltados y que necesitan arreglos.

Esta tarea no es competencia de la Diputación, sino municipal, pero la Diputación ya aprobó una partida inicial de 1,3 millones – que se ampliará a 2,3- para ayudar a las corporaciones, pues son trabajos que “precisan un desembolso importante que los ayuntamientos no pueden realizar solos”, ha explicado en el pleno Chabela de la Torre.

No hay comentarios

Dejar respuesta