Contradicciones entre EPA y datos del ECyL y Seguridad Social

498 desempleados menos en el ECyL y 899 cotizaciones más en la Seguridad Social

Se cierra un nuevo mes de julio con datos positivos en cuanto al descenso de las personas registradas como desempleadas en el ECyL, 498 menos y un incremento de las cotizaciones en la Seguridad Social de 899 más.

Todo ello mientras la Encuesta de Población Activa (EPA) arroja unos datos tremendamente negativos para la provincia de Salamanca en el último trimestre (abril, mayo y junio) que contrasta con los análisis en este último periodo. Aumento en 700 personas desempleadas más, leve incremento de las personas ocupadas en cerca de 1.000.

26.485 personas continúan registradas como desempleadas mientras que aumenta hasta 115.724 las personas que cotizan a la Seguridad Social, nuevo dato que contradice las 125.200 personas ocupadas que manifestaba la EPA en su informe.

88.238 en régimen general, aumentando en 880 y 27.487 en el régimen de autónomos, incrementándose en 20.

Se mantiene un buen nivel de contratación, con 11.537 contratos realizados en el mes de julio, aunque son 692 menos que en el mes de junio y con un importante porcentaje de precariedad, tónica que no varía en la calidad de los contrataos que se realizan. 767 contratos indefinidos (6.64%) 10.770 contratos temporales (93.35%).

En el acumulado de contratación en lo que va de año, se han realizado un total de 64.044 contratos que arrojan unos índices de precariedad y temporalidad graves  y por desgracia inamovibles, 5.191 Indefinidos (8.11%) y 58.853 Temporales (91.89%).

Valorar igualmente de forma positiva, que han descendido las personas registradas como desempleadas en todos los sectores, con 42 menos en Agricultura, 84 menos en Industria, 118 menos en Construcción y 189 menos en Servicios.

Y nuevamente ahondamos en la pobreza y en la escasa calidad de vida de las personas que estén en desempleo. De las 26.485 personas registradas en desempleo, perciben algún tipo de prestación 11.278 y aumenta el porcentaje de las que no cobran ni prestaciones, ni ayudas ni subsidios con 15.207, que supone un 57.41%, 1% más de personas abocadas a la pobreza en nuestra provincia.

Siendo igualmente inasumible como también desciende la cantidad media de las personas que cobran algún ingreso, hemos pasado de los 743.4€ del mes de junio a los 723.8€ en este mes de julio. Un descenso de 19.6€. Un descenso absolutamente desproporcionado y que nos dice como fundamentalmente se están dejando de cobrar prestaciones por desempleo y fundamentalmente se perciben subsidios y ayudas que en su mayoría no superan los 426€.

La estabilidad de los puestos de trabajo es “inexistente” para CCOO

En definitiva, para CCOO “valorando de forma positiva la tendencia estacional que estamos disfrutando con relativa esperanza de continuidad, una vez que termine este periodo de verano en nuestra provincia, seguimos observando como la estabilidad de los puestos de trabajo es inexistente”.

Los datos reflejan “la debilidad de la recuperación en términos cualitativos porque la actividad y el empleo siguen dependiendo de los servicios vinculados a actividades de temporada, que en muchos casos es de bajo valor añadido y genera un empleo temporal y de bajos salarios. Es más que evidente la necesidad de potenciar el apoyo a las pequeñas empresas para fomentar su crecimiento y su capacidad de producción y subir los porcentajes de contratación y de mantenimiento de los puestos de trabajo”.

Considera CCOO que “es urgente la aprobación de una Renta de Ingresos Mínimos, que palie la grave situación de pobreza que están viviendo las personas desempleadas que no cobran ninguna prestación, que sin duda, están siendo generadoras de un importante nivel de economía sumergida, porque si no, no se explica un contundente estadillo social contra las políticas económicas y de empleo”.

Para Emilio Pérez, secretario general de CCOO Salamanca, “es necesario, de una vez por todas, la conformación de un Gobierno que afronte de forma decidida los retos inmediatos que tiene este país en los próximos meses, que garantice la inversión extranjera, que afronte las reformas necesarias para aprobar un nuevo Estatuto de los Trabajadores que erradique tanta temporalidad e inestabilidad laboral”.

Terminando este mes de agosto, “podemos encontrarnos con la cruda realidad de volver a generar desempleo, perder cotizaciones en la Seguridad Social y comprobar cómo la estacionalidad es la causante de este oasis en el desierto de la pobreza laboral y social”, finaliza el dirigente sindical.

No hay comentarios

Dejar respuesta