39 personas han fallecido este verano en las carreteras de CyL

8 de los fallecidos en turismo o furgoneta no hacían uso del cinturón de seguridad

Durante los meses de julio y agosto han fallecido en las carreteras de Castilla y León 39 personas, 3 víctimas mortales más que en el mismo período del año pasado, lo que representa un incremento de 8,3%, con datos provisionales, contabilizados a 24 horas y referidos solo a accidentes ocurridos en vías interurbanas.

Respecto del verano de 2015, las Comunidades Autónomas que han tenido aumento del número de víctimas mortales han sido: Comunitat Valenciana (+12), Illes Balears (+8), Aragón y Asturias (+5), Castilla-La Mancha y Comunidad de Madrid (+4), Galicia y Castilla y León (+3), Región de Murcia (+2), Extremadura y La Rioja (+1).

En Castilla y León, la mayoría de las víctimas mortales han fallecido en vías secundarias (87 % del total de fallecidos). En la Comunidad, respecto de 2015, aumenta el número de víctimas mortales entre los usuarios de turismos, camiones y peatón.

La edad media de los turismos en los que se desplazaban las víctimas mortales fue 13,1 (superior a los 12 de los vehículos de las víctimas mortales en 2015).

En Castilla y León, el 59% de las víctimas mortales han ocurrido en los tramos de vías secundarias que se identifican como tramos INVIVE (para especial vigilancia de la velocidad), donde se han comprobado mayores efectos combinados de excesos de velocidad (que en algunos casos superan los 30 km/h) accidentalidad y mortalidad en el quinquenio 2010-2014. Estos tramos están siendo sometidos a mayor control y vigilancia con medios policiales o automáticos.

Estos datos cabe integrarlos en un contexto donde se han registrado: tanto un mayor número de turistas (+9,3% respecto julio de 2015. Datos: Encuesta Frontur difundida por el INE), como un mayor número de desplazamientos de largo recorrido, casi un +5%.

En Castilla y León, en julio se produjeron 19 accidentes mortales en los que fallecieron 23 personas, cuatro personas más que en el julio del año pasado. Asimismo, en el mes de agosto se registraron 14 accidentes en los que perdieron la vida 16 personas, 1 menos que en agosto de 2015.

Campaña drogas-alcohol

Coincidiendo con el puente del 15 de agosto y la proliferación de fiestas por toda la geografía, Tráfico incrementó los controles preventivos de alcohol y drogas entre los conductores.

En Castilla y León, 139 conductores fueron denunciados por los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil (ATGC) por conducir habiendo consumido alcohol o drogas. De ellos, 30 por dar positivo a drogas y 109 por alcohol. En total se realizaron 9.318 pruebas. De los 104 conductores sometidos al test salival, para comprobar la presencia de drogas en su organismo, 30 resultaron positivas, es decir el 28,85% del total.

Campaña velocidad

La semana del 22 al 28 de agosto se incrementó la vigilancia sobre el cumplimiento de los límites de velocidad tanto en vías de alta capacidad como en las carreteras convencionales. En Castilla y León, los agentes de la ATGC controlaron la velocidad de 80.053 vehículos. Se denunció a 6.746 conductores por excesos de velocidad (8,4%). El 53% de las infracciones detectadas fueron en carreteras convencionales y el 47% en las vías de alta capacidad (autovía y autopista).

Características de la accidentalidad

Por tipo de usuario: En Castilla y León, en el verano de 2016 los fallecidos en turismos ha sido 23, que representa el 59% de los fallecidos. Las víctimas mortales en motocicleta han sido 7.

Respecto del verano de 2015 se han producido reducciones en el número de fallecidos en motocicletas (3 menos) y en furgoneta (3 menos). Por el contrario, se han producido aumentos en turismo (4 más), camiones (4 más) y peatón (1 más).

La edad media de los vehículos de los fallecidos sigue incrementándose respecto a la del verano del año pasado.

En Castilla y León, en el caso de los turismos han aumentado su antigüedad en un año más, llegando a los 13,1 años y en las furgonetas de 6,67 a 13 años de antigüedad. En las motos se ha reducido la antigüedad. Las motos pasan de 9,8 a 7 años.

Tipo de vía: En Castilla y León, aumentan en 11 los fallecidos en carreteras convencionales, pasando de las 23 personas fallecidas el verano pasado a las 34 de este año. Estas carreteras siguen siendo las que mayor número de víctimas registra (87%), frente a las autovías y autopistas, que este verano han dejado 8 víctimas mortales menos (de 13 a 5) que en 2015.

Tipo de accidente: En Castilla y León, las colisiones siguen siendo el tipo de accidente más frecuente con 23 víctimas mortales. En salidas de la vía han fallecido 13 personas.

Por grupo de edad: En Castilla y León, el mayor número de fallecidos de tráfico durante este verano ha sido la franja de 35 a 44 años con 9 víctimas mortales, seguido de la de entre 45 y 54 y de la de 55 a 64 con 8 víctimas mortales cada uno.

Accesorios de seguridad: En Castilla y León, 8 de los fallecidos en turismos (35%) no utilizaba el cinturón de seguridad en el momento del accidente. Todos los usuarios de motocicleta y bicicleta hacían uso de casco.

No hay comentarios

Dejar respuesta