Las críticas vecinales no impedirán la actuación de Def con Dos

El concierto no está promovido por el Ayuntamiento, que considera que no hay ningún motivo para la censura.

El grupo Def con Dos (Foto: Def con Dos).

La banda musical “Def con Dos” actuará el próximo día 27 en el LAVA pese a las críticas de una asociación vecinal relacionadas con la situación del vocalista del grupo, César Strawberry, que está acusado de un delito de enaltecimiento del terrorismo por el que tendrá que declarar en la Audiencia Nacional.


César Augusto Montaña, conocido como César Strawberry, está acusado por la Fiscalía de un delito de enaltecimiento del terrorismo y humillación a las víctimas por seis comentarios en la red social twitter y un ‘retuit’, entre noviembre de 2013 y julio de 2014, por lo que se enfrenta a veinte meses de cárcel, ocho años de inhabilitación absoluta y dos de libertad vigilada.


El vocalista actuará en la Sala LaVa (Laboratorio de las Artes Escénicas), que el Ayuntamiento de Valladolid ha alquilado a los promotores del concierto y se encuentra en las inmediaciones del barrio de La Rubia, donde el presidente de la Asociación de Vecinos “Nuestra Señora del Rosario”, Carlos Vallelado, ha expresado sus reticencias sobre este evento.


Los vecinos se encuentran “inquietos” y “alarmados” por esta situación, ha comentado a Efe Vallelado, y demandado información a la Fundación Municipal de Cultura para conocer detalles de su celebración, por qué aparece el logo del Ayuntamiento del Ayuntamiento en los carteles anunciadores del evento y si de las arcas municipales ha salido dinero para su promoción.


La concejala de Cultura y Turismo, Ana Redondo, ha explicado esta tarde a los informadores que hace dos días ha conocido la situación judicial del vocalista de “Def con Dos”, y aclarado que el Ayuntamiento de Valladolid no participa ni en la organización ni en la promoción del concierto, sino que ha cedido un espacio público (Sala LaVa) conforme a la legalidad vigente.


“Nos hemos limitado a aplicar los criterios generales que rigen la gestión de los espacios públicos, como hacemos con todo el mundo, mediante el pago de las cuotas de alquiler”, ha explicado no sin antes aclarar que sobre César Satrawberry no pesa “ninguna sentencia ni sanción” y que, por lo tanto, el Ayuntamiento de Valladolid va a respetar el principio de la presunción de inocencia.


Redondo ha rechazado cualquier tipo de “censura previa”, advertido de que los imputados o investigados por la justicia “pueden seguir trabajando” o ejerciendo su oficio y que, en cualquier caso, las acusaciones contra el vocalista son fruto de opiniones personales y no de su actividad musical y profesional.

 

Por tanto, “no ha existido ningún motivo para decir que no a los promotores: son unas declaraciones y opiniones vertidas en el ámbito profesional y no en el profesional”, por lo que mientras no exista sentencia alguna, “vamos a respetar el principio constitucional de la presunción de inocencia, ya que en caso contrario prevaricaríamos”.


No obstante, el Ayuntamiento ha puesto en conocimiento de la Subdelegación del Gobierno la situación, que se ha ofrecido a las autoridades municipales para garantizar “el desarrollo del concierto conforme a la legalidad”, a un grupo cuyo principal integrante “no está condenado”, ha subrayado.

 

El Ayuntamiento de Valladolid reunirá próximamente a la Junta de Seguridad “para garantizar que no existan problemas” de orden público, ha concluido la concejala y presidenta de la Fundación Municipal de Cultura.

No hay comentarios

Dejar respuesta