Voluntad política pero no económica para trasladar los talleres de Renfe

Reunión de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad

Reunión de la Sociedad en Valladolid.

El consejo de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad se ha reunido esta mañana en uno de los encuentros más esperados de los últimos meses debido a la cantidad de asuntos que se han ido acumulando y aumentando la complejidad del futuro que tiene este proyecto ferroviario.

Uno de los temas que ha centrado la reunión, en la que han participado representantes del Ayuntamiento, Adif, Renfe, Ministerio de Fomento y Consejería del mismo área, ha sido el traslado inmediato de los talleres de Renfe a sus nuevas dependencias, que llevan casi un año finalizados y que deben estar operativos después del verano para evitar la pérdida de carga de trabajo, tal y como han advertido los sindicatos.

El presidente de la Sociedad y secretario de Estado de Infraestructura, Transporte y Vivienda en funciones, Julio Gómez-Pomar, ha explicado tras la reunión que “hay voluntad de todas las partes para que los talleres se pongan en funcionamiento cuanto antes y en las próximas semanas va a haber un contacto intenso entre Renfe y el Ayuntamiento para ello”.

El alcalde, Óscar Puente, ha recordado que antes de que los talleres sean operativos, “falta por pagar 10,5 millones de euros para recibir la maquinaria y también la formación que tendrán que recibir los trabajadores para que se puedan usar los talleres”. Ese pago lo tendrá que realizar la Sociedad que, hasta el momento, ha destinado la mayor parte de los recursos y los fondos de los préstamos para esta actuación de los talleres, sin avances en la parte del soterramiento.

Puente ha apuntado también que Renfe se hará cargo de la seguridad en los talleres, “porque hay material muy valioso, decenas de kilómetro de cables de cobre también, y es necesario tener esas instalaciones protegidas”.

Cesión del suelo

Antes de que Renfe realice el traslado, hay que clarificar la cesión del suelo y la licencia de actividad. “Aún tenemos que ver cómo Renfe puede prestar el servicio sin que sea la titular del suelo”, ha añadido Gómez-Pomar, que no ha querido dar ningún plazo para el inicio de este traslado.

En cuanto a la licencia, Puente ha recordado que hasta mediados de enero, Renfe no había presentado toda la documentación necesaria para obtener ese permiso y que en la junta de Gobierno de la próxima semana el Ayuntamiento la aprobará. “De nosotros no depende el traslado, pero por nuestra parte no va a haber ningún problema ni impedimento, vamos a hacer todo lo posible para ello, incluso intentar desvincular los talleres del resto de la operación ferroviaria si es posible”, ha explicado el alcalde.

No hay comentarios

Dejar respuesta