Majo quiere cerrar pronto su candidatura al frente del PP

Tras el apoyo de los presidentes comarcales, todo hace indicar que no habrá lista alternativa

Martínez Majo se perfila como el único candidato a la Presidencia del PP/MC

Juan Martínez Majo, presidente de la Diputación, ha regresado con fuerza y con las ideas claras de las vacaciones de Semana Santa. Esta mañana, en el transcurso de una visita ordinaria a las instalaciones de Soltra, una fundación que da empleo a más de trescientas personas con discapaidad, no dudó en responder a todas cuestiones que le quisieron proponer los periodistas. Y respondió de forma clara, contundente y directa.

Informó que ya se ha reunido con el aún presidente del PP leonés, el diputado nacional Eduardo Fernández, para abordar el calendario previo a la convocatoria del congreso provincial del partido, que se celebrará el 10 de junio. Majo anunció que no agotará los plazos y que presentará su candidatura nada más que se abra el plazo, lo que quiere decir que las vacaciones las ha utilizado para preparar la lista de su equipo al frente del partido y cerrar el equipo de colaboradores más directos. No desveló nombres, pidió cautela y manifestó su deseo de que los afiliados pudieran votar su candidatura, algo que sólo se produciría si se presentasen más candidatos.

Una vez que Majo ha logrado el apoyo de Antonio Silván, el alcalde de León que prefirió dar un paso atrás antes que enfrentarse a Majo, y que los críticos y carrasquistas consideran a Majo un mal menor frente a la alternativa de Silván, no parece probable que vaya a haber otra candidatura alternativa. Además, antes de Semana Santa los presidentes de las organizaciones comarcales del PP fueron claros y rotundos al dar todo su apoyo a Majo.

Sin alternativa que le quite el sueño, Majo centra ahora su preocupación en cerrar una lista de colaboradores no sólo integradora sino de personas muy activas y profundas conocedoras de la provincia ya que deben comenzar la reconstrucción orgánica del PP casi desde cero. Será una lista de consenso, pero sin tensar la cuerda. Tal y como quedó demostrado en las elecciones primarias regionales, el PP leonés carece de liderazgo, estrategia, planificación y objetivos comunes. En  muchas comarcas, como en El Bierzo, el partido languidece; en otras sólo se mantiene de forma testimonial. No hay vida orgánica. Y sí mucho enfrentamiento interno, heredado de la peculiar y autoritaria manera de gestionar el partido de la ex presidenta Isabel Carrasco.

Majo deba cambiar los modos, las formas y restaurar la participación democrática en el seno del PP leonés. La próxima semana Majo comenzará a desvelar sus planes. Y qué papel va a jugar Silván y algunos de sus colaboradores más cercanos en esos proyectos.

No hay comentarios

Dejar respuesta