San Andrés pide habilitar un secretario accidental para aprobar el Presupuesto

El equipo de Gobierno mantiene el contacto con la Junta de Castilla y León en busca de una alternativa urgente que permita al tercer ayuntamiento de la provincia continuar la tramitación del presupuesto para 2016

Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo

El Ejecutivo local de San Andrés del Rabanedo trabaja con la Consejería de Presidencia para que “de forma inminente y urgente” se habilite un secretario accidental que permita continuar con la tramitación necesaria para la aprobación definitiva del presupuesto de 2016.

Con este objetivo, y para continuar con el normal funcionamiento de la Secretaría General, se pretende nombrar a un funcionario del Consistorio a fin de que pueda ejercer temporalmente como secretario accidental.

La  intención del equipo de Gobierno que encabeza María Eugenia Gancedo es que esta situación se solvente a la mayor brevedad para que el primer presupuesto del Ayuntamiento en los últimos cinco años reciba luz verde y pueda entrar en vigor.

La aprobación del documento económico, que ha sido informado favorablemente por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, es fundamental para salir del bloqueo al que está sometido el Ayuntamiento y proceder a la reapertura de servicios afectados por la carencia del mismo.

En la jornada de ayer, estaba prevista la celebración de un Pleno de carácter extraordinario con el visto bueno definitivo del presupuesto como único punto del Orden del Día.

Sin embargo, la ausencia del secretario municipal por prescripción médica impidió finalmente su celebración, dejando al equipo de Gobierno “en desamparo”, puesto que la persona sustituta se encuentra de baja laboral.

El presupuesto diseñado por el Ejecutivo local en sus primeros seis meses al frente del Ayuntamiento se ajusta al informe preceptivo y vinculante emitido por el Ministerio competente.

El documento incluye una previsión de 20,8 millones de ingresos y 20,2 de gastos; con el mantenimiento de los servicios generales y sociales así como el correcto funcionamiento de los centros educativos como prioridad.

De carácter austero por el obligado cumplimiento del Plan de Ajuste, es “el único presupuesto posible” teniendo en cuenta no sólo las directrices marcadas por dicho plan, sino también el cumplimiento estricto de la legalidad.

No hay comentarios

Dejar respuesta