El Astorga vuelve a jugársela en La Eragudina ante el Lealtad

Los maragatos necesitan los tres puntos para aferrarse a sus opciones de permanencia en esta recta final de liga, recibiendo a un Lealtad de Villaviciosa que ya nada se juega

La plantilla del Atlético Astorga está unida para luchar por el objetivo de la permanencia

El Atlético Astorga afronta este sábado un nuevo matchball en casa, recibiendo a partir de las 18:00 al Lealtad, en un partido en el que los maragatos vuelven a necesitar imperiosamente los tres puntos para mantener sus opciones de permanencia. La derrota ante el Tudelano devolvió al Astorga a la zona de descenso, pero solo a dos del puesto de promoción, aunque la salvación directa se ha complicado, al quedar ya a cinco puntos de diferencia, restando solo tres partidos. Por tanto, no hay excusas para sumar un triunfo que mantendría abierta todas las opciones, y que en caso de no llegar, complicaría mucho el futuro del equipo en la división de bronce.

Paulino no podrá contar para este partido con Víctor, por lo que será David Uña el que ocupe el centro de la zaga junto a Antonio, quedando el lateral izquierdo para Juanra o Juanpa. Precisamente esa línea defensiva es uno de los quebraderos de cabeza del equipo, ya que en las últimas jornadas no se está mostrando todo lo segura que debe, y los goles en contra están costando muchos puntos, u obligando al equipo a tirar de la heroica, como en el duelo ante el Cacereño, en el que el resultado fue de 5-3.

Del mediocampo hacia arriba las cosas parecen haber mejorado algo, con la sensación de que el equipo tiene esa pólvora tan necesaria para desnivelar los partidos, aunque la irregularidad durante los noventa minutos de juego hacen que también ese factor deba ser trabajado. Los David Bandera, Taranilla, Iago Beceiro o Roberto Puente deben ser los protagonistas para sacar al equipo de abajo, apoyados desde la grada por la afición, que pese a la irregular trayectoria durante todo el año, sigue fiel a su equipo, tratando de prolongar el sueño de la Segunda División B.

El rival este sábado será además propicio para poder sumar, ya que los asturianos del Lealtad llegan sin la presión por necesidades clasificatorias, ubicados cómodamente en mitad de tabla con 46 puntos, a falta de sumar solo un punto más para certificar matemáticamente su permanencia, contando además con una larga lista de bajas. Esta tranquilidad con la que afrontarán el choque tiene una doble vertiente, ya que por un lado podrían no tener ese factor competitivo que te da la presión, lo que favorecería al Astorga, pero por otro, el poder jugar más sueltos podría sacar a relucir la calidad de sus jugadores, con hombres como Sergio Villanueva, Pedro Beda o David González que podrían meter en problemas a los locales.

No hay comentarios

Dejar respuesta