190 jóvenes solicitaron ayudas de incorporación a la actividad agraria en 2015

Los principales objetivos de estas líneas de ayuda, con fondos de la Unión Europea a través del FEADER, la Comunidad Autónoma y el Gobierno de la España, son promover el rejuvenecimiento del sector e impulsar la incorporación de la mujer a la actividad agraria

Actividad agrícola y ganadera en Castilla y León hasta el año 2020

Alrededor del 60% de los profesionales del sector agrario en la comunidad superan los 55 años, un dato ligeramente por debajo de la media nacional, pero que demuestra el elevado envejecimiento en esta actividad. Por ello, una de las prioridades de actuación de la Junta de Castilla y León es promover el relevo generacional del sector a través de estas líneas de ayuda a la actividad agraria, además de facilitar el acceso de la mujer a la misma.

Esta medida ha permitido que en el período 2007-2014 se hayan incorporado a la actividad agraria en la provincia de León un total de 475 jóvenes, de los que 352 han sido hombres y 123 mujeres. Solo en la última convocatoria, la correspondiente al año 2015, se registraron 194 solicitudes de incorporación al sector por parte de población joven.

El importe de las ayudas oscila entre los 20.000 y los 70.000 euros y contempla gastos como el pago de un contrato de arrendamiento de tierras; gastos notariales y registrales; costes financieros de los préstamos destinados a financiar el capital circulante; gastos de permisos, licencias y autorizaciones; aportación económica del joven a una entidad asociativa; adquisición de derechos de producción y derechos de prima, adquisición de capital territorial y de explotación y gastos de seguridad social e insumos de la explotación.

Además de la ayuda económica, los jóvenes beneficiarios tienen prioridad en la adjudicación de superficies de cultivo procedentes del Fondo de Tierras Disponibles de Castilla y León y en el aprovechamiento de los recursos agropecuarios. También tienen preferencia en la adjudicación de derechos de pago básico a través de la reserva nacional y se pueden beneficiar de un complemento en las ayudas directas de la PAC durante los cinco años siguientes a su instalación en la actividad agraria.

No hay comentarios

Dejar respuesta