Caja Rural crece un 35.5% en nueva inversión durante 2015 en León

El director general de la entidad, Cipriano García, presentó los datos del pasado ejercicio, en el que Caja Rural tuvo un volumen de negocio total de 2.626 millones de euros, con un aumento de 4,4% respecto a 2014, y un beneficio neto de 8 millones de euros

Narciso Prieto (i), director de comunicación, Cipriano García (c), director general, y Alejandro Hidalgo (d), jefe de zona, durante la presentación

Caja Rural ha presentado este viernes en León sus resultados del pasado ejercicio 2015, unos números entre los que destaca el 35,5% de crecimiento en nueva inversión en la provincia de León. Así lo relató el director general de la entidad, Cipriano García, que resaltó que “no hemos venido simplemente de visita, hemos venido a quedarnos y prosperar”, confirmando que Caja Rural seguirá con su expansión en la provincia de León.

Cipriano García explicó también que en este pasado 2015 “hemos sido capaces de dar un cumplimiento por encima de la media en los ratios de solvencia, liquidez y eficiencia”, lo que ha llevado a Caja Rural a tener un resultado “más que satisfactorio” durante el pasado ejercicio, permitiendo “el avance de la Banca Cooperativa Local en nuestras provincias”. El director general de la entidad explicó que el volumen de negocio total de Caja Rural el pasado año ascendió a 2.626 millones de euros, lo que supone un aumento del 4,4% respecto a 2014, con un beneficio neto de 8 millones de euros, siendo las cifras referentes a la provincia de León de un volumen de negocio de 430 millones de euros, con un crecimiento del 7,5%.

En cuanto a la inversión nueva, la cifra total de la entidad ascendió a 460 millones de euros, con un crecimiento del 14%, cifras que en la provincia de León son de 118 millones de euros de inversión nueva, y un crecimiento del 35,5%. Sobre recursos gestionados, Caja Rural registró también un crecimiento del 7,3%, que suponen más de 110 millones de euros, siendo el crecimiento en León del 25%.

La entidad, que opera en las provincias de Zamora, León, Valladolid y Orense, cuenta con un total de 113.000 clientes, de los que 22.000 son en la provincia de León, donde esperan continuar con la expansión que llevan en los últimos años, apostando por la apertura de nuevas oficinas, estando prevista que la próxima que se abra sea en la calle Santa Ana de la capital leonesa. Actualmente, Caja Rural cuenta con 15 oficinas en la provincia, de las que 6 están en la capital, siendo 50 los empleados con los que cuentan en la provincia, destacando el convenio que mantienen con la Universidad de León para ofrecer prácticas a los estudiantes universitarios, unas prácticas que en el 21,42% de los casos suponen que la persona que las realiza termina formando parte de la plantilla de la entidad.

Además, Caja Rural no olvida la labor social, involucrándose con la sociedad leonesa a través de asociaciones y colectivos con los que tratan de crear ese vínculo necesario con la población de la provincia, realizando acciones a través de la Fundación Caja Rural que año a año se van incrementando en número.

De cara a este ejercicio 2016, el director general de Caja Rural no ocultó que el objetivo es “incrementar los beneficios logrados el pasado año y la inversión”, teniendo también la intención de seguir abriendo oficinas en León, aunque aún no haya una previsión concreta al respecto, más allá de la ya prevista de la calle Santa Ana. Para lograr estos objetivos, Cipriano García auguró que el segundo semestre del año podrá ser algo mejor que este primero, ya que después de que a finales de 2015 se pudieran ver “visos de mejora” en la situación económica nacional, la actual situación de incertidumbre política acerca de la formación de nuevo Gobierno hace que ese crecimiento sea más incierto, algo que podría cambiar en la segunda parte del año.

No hay comentarios

Dejar respuesta