Expediente informativo a los policías que mostraron su apoyo a Gago

El Ayuntamiento de León estudiará si hay base para un expediente disciplinario después de que dos agentes de uniforme la acompañaran hasta la Audiencia Provincial

El Ayuntamiento de León ha abierto un expediente informativo a los dos policías locales que ayer arroparon a Raquel Gago -declarada culpable del asesinato de la dirigente del PP Isabel Carrasco- acompañándola vestidos de uniforme hasta la Audiencia Provincial.

Los policías locales, que se encontraban de servicio, mostraron evidentes muestras de cariño y apoyo a la que todavía es su compañera, y uno de ellos le llegó a pasar el brazo por el hombro a Gago, a la que el jurado por el juicio del asesinato de Isabel Carrasco la encontró culpable de los delitos de asesinato, atentado a la autoridad y tenencia ilícita de armas.

Para tramitar el expediente, se nombrará hoy a un agente instructor, en estos casos el técnico de administración general municipal encargado de la Policía Local.

En los próximos días, el instructor del expediente tomará declaración a los policías protagonistas del mismo y a sus mandos a fin de resolver si los hechos tienen base para abrir un expediente disciplinario y su consiguiente sanción.

Desde los mandos policiales se ha puntualizado que en ningún caso el apoyo de los policías fue premeditado, ya que los dos agentes eran los que estaban cubriendo el servicio en el bolardo de acceso al casco antiguo por la calle Lope de Vega.

Según las mismas fuentes, cuando Raquel Gago accedió por este lugar para acudir a la sesión de la Audiencia -donde iba a decidirse sobre si seguía en libertad provisional o ingresaba en prisión tras el veredicto- saludó a los agentes y se “puso a llorar totalmente acongojada”.

Aunque los mandos reconocen que la actitud de los agentes es totalmente “reprochable”, sobre todo estando de servicio y en uniforme, destacan que el apoyo de los agentes sólo fue para consolar a una persona conocida “que se había venido abajo”.

En la actualidad, la agente Raquel Gago está suspendida de empleo tras la apertura de un expediente disciplinario tras su detención por el asesinato de la presidenta de la Diputación.

A pesar de ello y como marca la normativa, Gago sigue cobrando su salario base y la antigüedad laboral hasta que exista una sentencia firme.

La Audiencia de León ha resuelto hoy que Raquel Gago siga en libertad provisional bajo fianza de 30.000 euros.

Por tanto, no tendrá que ingresar en la cárcel hasta que se resuelvan todos los recursos que su abogado, Fermín Guerrero, ha anunciado que interpondrá a la sentencia, que se conocerá en los próximos días, o hasta un nuevo pronunciamiento de la Audiencia de León.

No hay comentarios

Dejar respuesta