El Aros visita Zaragoza sin margen de error

Las leonesas visitan al Azulejos del Moncayo apurando las opciones que le quedan para poder llegar a la zona de playoff

La actuación de Victoria Dunlap será clave para lograr el triunfo en Zaragoza

Ya no hay margen de error. Al Aros León Cuna del Parlamentarismo le quedan por delante siete partidos y todo lo que no sea hacer en ellos un pleno de victorias supondría quedar en manos de las matemáticas y de carambolas a varias bandas.

La visita a Zaragoza para medirse al Azulejos Moncayo que las leonesas rendirán este sábado a las 19:30 horas es la primera de esas finales. Después llegarán varias más complicadas, pero lo primero es superar a un equipo que está en la pelea por la permanencia, pero que está jugando un buen baloncesto como comprobaron las leonesas en la primera vuelta cuando tuvieron que sufrir hasta el último minuto para doblegas a las mañas que tienen a Beatriz Bollullo como jugadora más determinante.

En la escuadra leonesa el reto es volver a hacerse fuertes en defensa y dominar el rebote que en su reciente visita a Canarias acabó costándoles el partido. Con eso y la mejoría ofensiva que ya han apuntado las de Moses en los dos últimos encuentros se acercarían al tono de juego de las primeras jornadas en las que se acercaron al lidera y con ello podrían soñar con esa remontada y con recuperar los dos triunfos que les separan de la cuarta plaza que ocupa al Adareva al que deben visitar la jornada siguiente.

La entrenadora del Aros León Cuna del Parlamentarismo confía en la reacción de su equipo. “El equipo después de la derrota en Canarias ha entrenado muy bien y eso me hace pensar que las jugadoras no se rinden y no quieren dejar de tener opciones de estar en la fase de ascenso. Los siete partidos que quedan son siete finales para tratar de aprovechar los fallos de los que van delante. Tenemos que hacer nuestro trabajo e ir a por todo para buscar la victoria contra un rival muy competitivo que a punto estuvo de ganar en León y que no nos va a poner sencillas las cosas”, señala Moses.

No hay comentarios

Dejar respuesta